Comunidad matsiguenka logra convertir su territorio en nueva área de conservación privada

La nueva área de conservación privada (ACP) se llama Matoriato, ubicada en la región de Cusco, alberga especies de jaguares, osos de anteojo y tapires, todas ellas en grave peligro de desaparecer.

Belleza paisajística de la nueva ACP Matoriato. | Fuente: Mongabay Latam | Fotógrafo: Foto: Ronald Catpo-ACCA.

(Mongabay Latam / Milton López). Les tomó más de dos años, pero finalmente lo lograron. La Comunidad Nativa del pueblo matsiguenka de Matoriato convirtió sus tierras en una nueva área de conservación privada (ACP) que lleva el mismo nombre de la comunidad luego de un proceso de gestión que inició en el 2015. La creación oficial de la ACP se dio a través de una resolución oficial del Ministerio del Ambiente, publicada el 12 de mayo, que fue la que la convirtió en el área de conservación privada número 119 declarada en el Perú. La vigencia de funcionamiento de la ACP es de 10 años.

“Existen varios caseríos alrededor cuyos integrantes se dedican a la tala o caza indiscriminada lo que es una amenaza contra las especies de flora y fauna que se protege”, afirmó Ronald Catpo, director de Áreas para Conservación de ACCA, la Asociación para la Conservación de la Cuenca Amazónica. ACCA fue la organización que colaboró activamente con los matsiguenkas para la protección de las 1737.50 ha que ahora estarán protegidas. “Con la creación de la nueva ACP estamos planeando labores de vigilancia y monitoreo para combatir las invasiones”, agregó Catpo.

La nueva ACP conservará una muestra representativa de bosque montano, un ecosistema que alberga la biodiversidad propia de las yungas. Ubicada en el Alto Urubamba, distrito de Echarate, provincia de La Convención y departamento de Cusco, Matoriato refugia bosques de montañas y ribereños, además de numerosas especies que actualmente están en lista roja de la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza (UICN), es decir, flora y fauna que podrían desaparecer si no son adecuadamente protegidas.

La nueva ACP Matoriato se encuentra a dos horas en balsa por el río Mapacho desde Puerto Pangoa, Cusco. | Fuente: Mongabay Latam | Fotógrafo: Foto: Ronald Catpo-ACCA.

De acuerdo con el informe “Evaluación Biológica de la Comunidad Nativa de Matoriato”, realizado por ACCA, la nueva ACP posee un alto nivel de biodiversidad. Existen hasta 581 especies de plantas, de las cuales 57 son endémicas y 28 están en la lista roja de la UICN, como el Ceroxylon parvifrons (En Peligro Crítico), el Capparis flexuosa (En Peligro Crítico) y el Cedrela angustifolia (En Peligro Crítico). En el caso de los mamíferos, existen 10 especies calificadas en estado Vulnerable, como el oso hormiguero gigante (Myrmecophaga tridactyla), el oso de anteojos (Tremarctos ornatus) y el jaguar (Panthera Onca). En el estado de Casi Amenazado están el tapir amazónico (Tapirus terrestris) y el pecarí barbiblanco (Tayassu pecari).

Muy interesante I Especial: Fauna en peligro de extinción

El oso de anteojos es una de las especies en vía de extinción que habita en la nueva ACP Matoriato. | Fuente: Mongabay Latam | Fotógrafo: (Fotografía: Wikipedia)

De las 106 especies de aves, seis especies son migratorias y una se encuentra en la condición de Vulnerable, el guacamayo verde (Ara militaris).

Para Margarita Medina, coordinadora de proyectos para Andes Amazon

Fund en Perú, organización que financió la creación de esta nueva ACP, la importancia de Matoriato reside en que ayudará al Perú a cumplir uno de los compromisos adquiridos durante la COP20: frenar la deforestación. Además, resaltará en el escenario nacional la importancia de que un área de conservación privada sea administrada por una comunidad indígena.

La especialista de Andes Amazon Fund agregó también que se ha comprobado que las comunidades nativas y la figura legal de las áreas naturales protegidas son las mejores formas de resguardar los bosques. “Existen estudios que han comprobado que tanto las áreas naturales protegidas como el territorio indígena de comunidades nativas son las mejores figuras legales para poder proteger los bosques. En Matoriato tenemos lo mejor de ambos”, enfatizó.

Planes a futuro

Ronald Catpo de ACCA explicó que entre los puntos más importantes a desarrollar, de acuerdo  con el plan maestro que tienen para la ACP, está la ejecución de un programa de monitoreo de vigilancia para evitar el ingreso de colonos al área protegida. La población se organizará en comités y se turnará para controlar en diferentes horarios todo el territorio de la ACP.

También se planea ejecutar un programa especial para revalorizar la cultura ancestral matsiguenka con la ayuda de la educación. “Es importante que no la pierdan porque ahí reside su nexo con la naturaleza. Su cultura ancestral ve al bosque como su hogar y así lo protegen”, precisó.

En el caso de actividades económicas que permitan dar ingresos a la comunidad nativa, Catpo dijo que se priorizará el turismo sostenible. Al ser un bosque con alta biodiversidad e incluso especies en alto grado de amenaza, visitar Matoriato se vuelve una experiencia atractiva para la población nacional e internacional.

Al relatar todos los planes que tienen para Matoriato, Catpo sostiene que justamente la figura de un área de conservación privada le permite a la comunidad, como también a ACCA, disponer libremente de un plan para el área protegida. “Al ser un área de conservación privada la comunidad nativa tiene la oportunidad de decidir qué es lo que necesitan, qué es lo mejor para su comunidad”, apuntó.

Pueblo matsiguenka de Matoriato. | Fuente: Mongabay Latam | Fotógrafo: Foto: Ronald Catpo – ACCA.

Mejorará la calidad de vida indígena

Existen 45 familias matsiguenkas en toda la Comunidad Nativa de Matoriato, un aproximado de 150 personas, según lo señaló Catpo.

Tanto Medina como Catpo explicaron que el Estado, al reconocer el área de conservación privada, le está dando una gran oportunidad a la comunidad nativa que la administra, porque esta podrá impulsar el desarrollo de actividades sostenibles que beneficien a sus habitantes. “Estudios previos reconocen que la primera figura legal que garantiza menor deforestación es un área natural protegida, luego, en segundo lugar, están las comunidades nativas”, enfatizó Medina.

Ronald Catpo señaló que luego de un análisis previo a la creación de la ACP, se determinó que su existencia ayudaría a la población indígena en su acceso a servicios básicos. “Actualmente tienen un sistema de saneamiento básico, con algunas tuberías y baños, pero no tienen energía eléctrica. Su puesto de salud es básico como su escuela inicial y primaria. Con las ganancias, producto del turismo que atraeremos, se podrá incrementar la calidad de vida local”, pronosticó Catpo.

0 Comentarios
Valora la nota:Comunidad matsiguenka logra convertir su territorio en nueva área de conservación privada
¡Excelente!
Valoración Total
5/5
¿Qué opinas?