Muchas personas sufren acidez estomacal o indigestión ácida causada por ERGE. | Fuente: Shutterstock

¿Qué es el reflujo gastroesofágico y cómo tratarlo?

El reflujo gastroesofágico es la devolución del contenido del estómago hacia el esófago. Esto ocurre cuando la válvula situada entre el estómago y el esófago no se cierra de manera adecuada.

La enfermedad por reflujo gastroesofágico o ERGE es un trastorno digestivo que afecta el esfínter esofágico inferior (EEI), la válvula muscular entre el esófago y el estómago. Muchas personas sufren acidez estomacal o indigestión ácida causada por ERGE. En la mayoría de los casos, esta puede aliviarse mediante cambios en la dieta y el estilo de vida; sin embargo, algunas personas pueden requerir de medicamentos o cirugía.

¿Cuáles son sus síntomas?

Los signos y síntomas comunes de ERGE incluyen una sensación de ardor en el pecho (acidez estomacal), generalmente después de comer, que podría empeorar durante la noche; dolor de pecho; dificultad para tragar; regurgitación de comida o líquido agrio y una sensación de un nudo en la garganta. También puedes experimentar tos crónica, laringitis, un asma nuevo o que empeora y sueño interrumpido.

¿Cuándo ver a un doctor?

Busca atención médica inmediata si tienes dolor en el pecho, dificultad para respirar o dolor en la mandíbula o el brazo. Estos pueden ser signos y síntomas de un ataque al corazón. Haz una cita con tu médico si experimentas síntomas severos o frecuentes de ERGE o tomas medicamentos de venta libre para la acidez estomacal más de dos veces por semana.

¿Qué otros factores contribuyen con la enfermedad?

La alimentación y el estilo de vida pueden fomentar el desarrollo de ERGE. Ciertos alimentos y bebidas, como chocolate, menta, alimentos fritos o grasos, café o bebidas alcohólicas, pueden desencadenar reflujo y acidez estomacal. La obesidad y el embarazo también pueden desempeñar un papel importante en los síntomas de ERGE.

¿Cuál es su tratamiento?

Los médicos recomiendan cambios en el estilo de vida y la dieta para la mayoría de las personas que necesitan tratamiento para ERGE. El objetivo es disminuir la cantidad de reflujo o reducir el daño al revestimiento del esófago. Para ello, debes tomar en cuenta lo siguiente:

- Mantén un peso saludable. El exceso de libras ejerce presión sobre tu abdomen, empujando hacia arriba tu estómago y haciendo que el ácido refluya hacia el esófago.

- Deja de fumar. Fumar disminuye la capacidad del esfínter esofágico inferior para funcionar correctamente.

- Eleva la cabecera de tu cama. Si experimentas regularmente acidez estomacal al intentar dormir, coloca bloques de madera o cemento debajo de los pies de la cama para que el extremo de tu cabeza se eleve entre 6 y 9 pulgadas. Si no puedes elevar tu cama, puedes insertar una cuña entre tu colchón y somier para elevar tu cuerpo desde la cintura hacia arriba. Levantar la cabeza con almohadas adicionales no es efectivo.

- No te acuestes después de una comida. Espera al menos tres horas después de comer antes de acostarte.

- Come los alimentos lentamente y mastica bien. Baja el tenedor después de cada bocado y retíralo una vez que hayas masticado y tragado.

- Evita los alimentos y bebidas que provocan reflujo. Los desencadenantes comunes incluyen alimentos grasos o fritos, salsa de tomate, alcohol, chocolate, menta, ajo, cebolla y cafeína.

- Evita la ropa ajustada. La vestimenta que se ajusta firmemente alrededor de tu cintura ejerce presión sobre tu abdomen y el esfínter esofágico inferior.

Aunque la ERGE puede limitar las actividades diarias y la productividad, rara vez pone en peligro la vida. Con una comprensión de las causas y el tratamiento adecuado, la mayoría de las personas encontrará alivio. Recuerda que cuidar tu salud depende de ti.

La responsabilidad del contenido y autoría del presente artículo es de RPP.