Las luces eran visibles sin necesidad de telescopio ni ayuda extra. | Fuente: Twitter

SpaceX lanzó el lunes 60 satélites del proyecto Starlink a una altura tan baja que podía verse en varias partes del mundo.

Estos satélites fueron insertados en la órbita espacial a una altura de 350 km, siendo visibles para muchas personas desde Estados Unidos, España y Japón. La gran hilera de luces sorprendió a más de un incauto que no sabía lo que estaba ocurriendo en el cielo.

Cada uno de estos objetos posee un panel solar que refleja la luz, punto que se ha convertido en un tema controversial para los científicos por causar "perturbación al cielo nocturno".

La compañía de Elon Musk busca crear una constelación con más de 12 mil satélites para proveer internet a todo el planeta con velocidades superiores al resto. Sin embargo, no es la única empresa con el mismo plan, ya que Amazon y OneWeb también desean incursionar en el sector.

Te recomendamos METADATA, el podcast de tecnología de RPPNoticias, análisis, reseñas, recomendaciones y todo lo que debes saber sobre el mundo tecnológico que gira más rápido que éste.


¿Qué opinas?