River Plate vs. Flamengo se verán la caras el sábado 23 de noviembre. La cita futbolística tendrá lugar en el estadio Monumental desde las 3:00 p.m. (hora peruana). | Fuente: RPP

El Perú volverá a estar en los ojos del mundo, pues la final de la Copa Libertadores 2019 entre Flamengo y River Plate, se realizará por primera vez en en el país el sábado 23 de noviembre.

Una vitrina

El Ministerio de Comercio Exterior y Turismo (Mincetur) afirmó que el gobierno aprovechará al máximo este evento deportivo para promocionar la imagen del país entre los 40 mil hinchas que se proyecta viajen al país y los 1,500 millones de telespectadores, y estimó que esta final tendrá un impacto de más de 22 millones de dólares.

Carlos Canales, presidente de la Cámara Nacional de Turismo, detalló que este crucial partido impulsará el turismo deportivo en Lima ya que hasta la semana pasada se vendieron 25 mil entradas entre hinchas argentinos y brasileros.  

“Cada turista en nuestro país en cuatro días de visita gastará aproximadamente 1,500 dólares. El turismo deportivo es una oportunidad para poder lograr niveles de ocupación altos en una ciudad como Lima donde la inversión hotelera se ha multiplicado”, sostuvo Canales.

Agregó que el Perú debe apuntar a ser sede de más eventos deportivos a nivel mundial, tomando en cuenta que el país cuenta con la infraestructura tras la realización de los Juegos Panamericanos y Parapanamericanos a mediados de este año.

Impacto en diversos sectores

En tanto, Raúl Rosales, director de la Carrera de Negocios del Deporte de la UPC, aseveró que la final de esta copa además de beneficiar a hoteles, restaurantes y bares con una mayor concurrencia que se estima se elevaría en un 30 por ciento, el evento también fomenta la contratación de personal de limpieza, de seguridad, entre otros.

“Al igual que otros grandes eventos deportivos como puede ser la final de la Champions League hay un gran movimiento de turismo alrededor de las ciudades que básicamente se traslada a temas de transporte, alimentación, alojamiento”, comentó Rosales.

Por su parte, Eduardo Flores, Director de Toque Fino, indicó que la final de la Libertadores será una gran oportunidad para demostrar que somos buenos anfitriones. Y recordó que el Club de Fútbol Flamengo de Brasil tiene nada menos que 30 millones de hinchas, y que se trata de un partido crucial porque el campeón va al Mundial de Clubes.

“A esto le sumamos que ya más de 100 televisoras han confirmado que esta final se va a transmitir en vivo para sus países, sin lugar a dudas Lima está de fiesta y tenemos la gran oportunidad de demostrar que no sólo somos los mejores hinchas del mundo sino los mejores anfitriones”, sostuvo.

Flores agregó que en total se han puesto a la venta 70 mil entradas y que el buen desempeño del país dejaría libre el camino para que el Perú postule a ser la sede del Mundial Sub 20 o de una final de la Copa Sudamericana.

El Mincetur señaló que los gremios turísticos ofrecerán una serie de paquetes de viaje con ofertas para los visitantes extranjeros. | Fuente: EFE
¿Qué opinas?