Grosby

Amanda Bynes salió disparada de Los Ángeles este fin de semana y gracias a Dios se dirigió a una ciudad donde el transporte público se encuentra fácilmente: la Gran Manzana.

Testigos que descubrieron a Amanda en Nueva York le contaron al portal TMZ que la actriz estaba vagando sin rumbo por la ciudad durante horas el sábado.

Amanda le ha dicho a sus amigos que la razón por la que se fue a Nueva York es porque estaba cansado de ser seguida constantemente en Los Ángeles, algo que ella dice no sucede en Nueva York.

Bynes ahora le dice a sus amigos que no quiere volver a Los Ángeles, lo cual resulta interesante teniendo en cuenta que sus padres acaban de mudarse de Texas a California para estar cerca de su hija.

TMZ publicó que Amanda fue sancionada con dos cargos por conducir con una licencia suspendida el viernes. Se enfrenta a un máximo de 6 meses de prisión por cada delito.

Sepa más: