Óscar Vílchez: Si juego ante Cristal me encargaré de frenar a Walter

Volante aliancista se alista para el duelo ante los rimenses y afirma que se tiene en frente a su hermano sabrá cómo frenarlo. "Sé que va muy bien al juego aéreo pero me encargaré de neutralizarlo

El jugador de Alianza Lima, Óscar Vílchez, señaló que buscará frenar a su hermano Walter cuando se sume al ataque en el encuentro que sostendrá este sábado el cuadro íntimo ante Sporting Cristal. Resaltó que se trata de un jugador experimentado pero que los delanteros blanquiazules están pasando por un buen nivel.

Si me toca estar ante Cristal me encargaré de frenar a Walter cuando busque sumarse al ataque, sé que va muy bien al juego aéreo pero me encargaré de neutralizarlo. Es un jugador de selección pero nosotros tenemos delanteros como Ovelar que están muy bien y sabrán llegar al arco rival”, indicó el jugador a la página web del club Alianza Lima.

Vílchez indicó que ha sido importante para él poder volver al equipo titular y conseguir un triunfo, sobretodo de visita y jugando en pasto sintético. Resaltó que siguió debidamente las indicaciones del técnico Arrué.

Jugar nuevamente desde el inicio y colaborar a que el equipo gane es algo muy gratificante porque se refleja el trabajo y esfuerzo que realizo durante la semana. El profesor me indicó que apoye en la marca y tenencia del balón, lo cual se hizo y nos permitió manejar el partido”, señaló.

Además, destacó la presencia de elementos jóvenes en el cuadro íntimo, quienes respondieron a la altura de la circunstancia enrumbando al equipo a conseguir un nuevo triunfo de visita. Precisó que se entendió muy bien con Ascues en el medio sector.

Me agrada ver la aparición de nuevos valores y que respondan muy bien cuando se les requiere, esto es positivo. En el caso de Carlos, nos acoplamos bien, hicimos una buena dupla, lo que favoreció al grupo en el desarrollo del encuentro”, refirió.

El joven futbolista se inició en las divisiones menores de Alianza Lima, equipo con el que debutó en primera división en el año 2004. Luego fue cedido a préstamo a equipos de provincia, regresando al equipo blanquiazul a mediados del 2007. A finales de ese año sufrió una lesión que lo mantuvo alejado de las canchas por casi dos años. En julio de 2009 fue contratado nuevamente por el cuadro íntimo.