RPP

La segunda final se jugará este domingo, mañana, en el Estadio Nacional de Lima y realidades distintas viven Sporting Cristal y Real Garcilaso. El primero necesita como mínimo un empate y el segundo ganar sí o sí.

Los cusqueños cayeron en la primera final que se jugó el pasado domingo en el Cusco. El resultado en contra fue de 1-0.

Así que este domingo, los muchachos de Freddy García tienen la misión de ganar para forzar una tercera final. En el hipotético caso que los cusqueños le agüen la fiesta a los cerveceros el partido se jugará el miércoles en Tacna.

La tarea de los cusqueños es complicado, porque esta vez no contarán con sus aliados: la altura y el aliento de todos sus hinchas. Además, la presión y el tiempo jugarán en contra de la visita.

En el caso de los cerveceros solo necesita de un empate para dar la vuelta olímpica tras siete años.