Fito Páez habla sobre las protestas en Chile. | Fuente: Instagram

Este último viernes, las protestas en Chile alcanzaron un nivel sin precedentes: más de 2 millones de personas salieron a las calles para pedir la renuncia del presidente Sebastián Piñera y reclamar por la desigualdad social y el alto costo de vida en el país vecino.

Luego de una semana llena de violencia, el presidente chileno pidió este sábado a sus ministros que renuncien, con el objetivo de reestructurar su gabinete y poder así enfrentar las demandas urgentes de la población.

Sobre la difícil situación que atraviesa este país se ha pronunciado el compositor e intérprete Fito Páez a través de sus redes sociales, desde donde descartó que Chile se encuentre en guerra, tal como lo afirmó hace algunos días el propio mandatario.  

“Claramente Chile no está en guerra. Mis amigos y mis amigas me mandan videos y fotografías de la terrible represión sufrida en los últimos días”, apuntó el intérprete de “11 y 6”, en relación a los videos difundidos en las redes sociales, en los que se puede observar la brutal represión de las Fuerzas Armadas hacia los ciudadanos.

Por otro lado, el músico rescató que los jóvenes hayan despertado para exigir sus derechos y las reformas que creen necesarias para el sector educación y salud, entre otros. “Se ve un pueblo vivo, despertando, animado, defendiendo sus derechos y su manera de estar en el mundo”, explicó.

“PARA CHILE LLEGÓ EL MOMENTO DE CAMBIO”

En la misma línea, el baterista de la banda chilena de rock “Los Prisioneros”, Miguel Tapia, conversó esta mañana con Johnny Padilla en el programa En Escena, en donde opinó sobre las medidas dispuestas por Piñera, como el toque de queda y la orden de sacar el ejército a las calles. El músico consideró que los derechos de los ciudadanos chilenos fueron restringidos.

 “Yo veo esta semana en Chile a los políticos pidiendo perdón, pidiendo disculpas… principalmente ministros que están en el gobierno de Piñera. Dicen que no se dieron cuenta como sucedió eso; es realmente para reír, porque la clase política vive en una burbuja que no tiene nada que ver con la gente común y corriente como nosotros. Ellos se dieron cuenta, lo que pasa es que no les importó y Chile no aguantó más”, explicó.

¿Qué opinas?