Huawei responde a las acusaciones de Michael Kratsios, director tecnológico del Gobierno de Estados Unidos | Fuente: AFP - Montaje de RPP

Los ánimos no andan bien, y cualquier maniobra podría poner en riesgo la firma del acuerdo entre Estados Unidos y China, anunciado “a medias” por Wilbur Ross, secretario de comercio de la administración de Donald Trump. Parece que esto no es una política alineada en el cónclave del presidente estadounidense, pues el director de tecnología Michael Kratsios ha salido a patear las aguas y a levantar sospechas entre países europeos por el “fácil acceso” de Huawei a la infraestructura 5G de la región.

Durante la cumbre tecnológica Web Summit, Kratsios ha sido claro al convocar a los países europeos para “adoptar una posición” contra las marcas chinas que operan en Estados Unidos, como Huawei. El discurso del funcionario señalaba con preocupación la omnipresencia de la marca china en las redes inalámbricas 5G del continente europeo, que mantiene más de 60 contratos comerciales firmados para proporcionar equipos compatibles con este nuevo sistema de telecomunicaciones.

En el evento desarrollado en Lisboa, el representante estadounidense destacaba los procesos de espionaje que, desde África, Huawei ha venido desarrollando: "En lo que fue tal vez el relato más inquietante de espionaje [que ocurrió] después de que Huawei instaló equipos de tecnología de comunicaciones en la sede de la Unión Africana, su sistema informático fue pirateado y los datos se transfirieron a servidores en Shanghai, todas las noches durante cinco años", enfatizó Kratsios, quien se basó en un reporte de Le Monde en 2018.

La respuesta de Huawei no se hizo esperar. El comunicado compartido desde su sitio de prensa responde a las acusaciones:

Rechazamos por completo las falsas afirmaciones contra Huawei de Michael Kratsios, el Director de Tecnología del presidente de los Estados Unidos, Donald Trump, hoy en la Cumbre Web en Lisboa. Al señalar a Huawei, Kratsios repitió una serie de acusaciones que eran hipócritas y manifiestamente falsas.

1) Huawei es una empresa 100% privada de propiedad exclusiva de sus empleados.

2) Huawei no controló los datos en la sede de la Unión Africana en Addis Abeba, Etiopía. Las soluciones proporcionadas a la UA fueron controladas, administradas y operadas por el personal de TI de la organización y Huawei no tenía acceso a los datos de la UA. Los líderes de la UA rechazaron las afirmaciones de que Huawei estuvo involucrado en cualquier violación de seguridad cibernética. Además, reclamaciones falsas similares fueron rechazadas en una reciente acción judicial en Lituania, donde el tribunal las describió como "acusaciones sin fundamento".

3) La seguridad cibernética y la protección de la privacidad son y seguirán siendo las principales prioridades de Huawei. En sus 32 años de historia, no ha habido un solo caso de equipos Huawei involucrados en una violación grave de seguridad cibernética. En contraste con lo que dice el Sr. Kratsios, lo que está haciendo la administración actual de los Estados Unidos es un insulto a los valores centrales europeos y dará como resultado la desaceleración de Europa en su ambición de convertirse en un centro global de innovación.

¿Qué opinas?