Gracias a:

Jesús pide hacer el bien sin esperar algo a cambio ¿Por qué?

  • 23 Min
El relato de esta semana forma parte del sermón del llano de Lucas, que, como vimos el domingo pasado, tiene su paralelo con el sermón del monte de Mateo… y es la continuación del relato de las bienaventuranzas y malaventuranzas que comentamos el domingo pasado. Se trata de un texto muy importante, porque en él Jesús nos enseña la manera como debemos tratar a nuestros enemigos (es decir, a aquellos que NO son nuestros amigos), y a todos aquellos que nos hacen daño. En realidad es una explicación y ampliación de su mandamiento principal: Amar a Dios sobre todas las cosas (sobre todo lo que existe, sobre todo lo creado), y amar al prójimo como a uno mismo.
Compartir en:
Otros episodios

La celebración del Corpus Christi

  • 23 Min

El segundo domingo después de Pentecostés, la Iglesia celebra Corpus Christi; es decir, la festividad del “Cuerpo y la Sangre de Cristo”. Es decir, en esta solemnidad celebramos que Jesús, tal y como nos lo prometió, está realmente presente en la Eucaristía. Y a fin de celebrarlo, la Iglesia nos invita a reflexionar en la multiplicación de los panes, según Lucas.

La ascensión de Jesús al cielo

  • 20 Min

Hoy celebramos la solemnidad de la Ascensión de Jesús. Esta solemnidad suele celebrarse 40 días después de la Resurrección… pues la tradición que nos narra Lucas, en el libro de los Hechos de los Apóstoles, dice que Jesús “se les presentó después de su pasión, … y, apareciéndoseles durante cuarenta días, les habló del reinado de Dios”.

¿Cuál es la importancia del Espíritu santo en nuestras vidas?

  • 22 Min

El relato de esta semana forma parte de la larga conversación que Jesús tuvo con los suyos, en la última cena, según el evangelio de Juan. Intuyendo que probablemente ésta sea la última Pascua que celebrase con los suyos, y a manera de testamento, en esta conversación final les recordó a sus discípulos sus principales enseñanzas. Les dio sus últimas instrucciones y compartió con ellos sus últimos deseos, anuncios y promesas; y fue también ocasión para despedirse de ellos, pues les dijo; “Me han oído decir: Me voy y vuelvo a su lado”.

¿Cuál es el primer mandamiento de Cristo?

  • 26 Min

El evangelio de esta semana está lleno de enseñanzas; sin embargo, es algo difícil de explicar, pues el evangelio de Juan es complejo; y su estilo lo hace más complejo aún. La Iglesia nos propone este texto, en este quinto domingo de pascua, a fin de invitarnos a reflexionar en aquello que da gloria a Dios; pues buscar su gloria es lo que debemos hacer siempre, en toda decisión que tomemos.

Jesús, el buen pastor

  • 22 Min

Este domingo la Iglesia nos invita a reflexionar en la preocupación que Jesús tiene por los suyos, por aquellos que están en el mundo intentando reorientarlo hacia el camino de Dios. Y para ayudarnos en esta tarea, la Iglesia nos propone una parte del discurso del "buen pastor"

Hoy celebramos la resurreción de Jesús

  • 23 Min

Desde anoche, y con la extraordinaria celebración de la vigilia pascual, que, sin dudas, es la Misa más hermosa e importante del año, nosotros (es decir, la Iglesia) iniciamos el ciclo de celebraciones de la resurrección del Jesús.

Domingo de ramos: La entrada triunfal de Jesús a Jerusalén

  • 22 Min

Hoy domingo iniciamos las celebraciones de la Semana Santa…Con este evangelio, en concreto, celebramos el Domingo de Ramos. Este domingo conmemoramos la entrada de Jesús en Jerusalén, y la Iglesia nos propone dos evangelios.

Quinta semana de Cuaresma: ¿Por qué Jesús defendió a la mujer pecadora?

  • 23 Min

En este domingo de la quinta semana de cuaresma, la Iglesia nos propone el evangelio de la mujer adúltera, en donde nos muestra la extrema preocupación de Jesús por los pecadores… y su deseo de perdonarlos para que se reintegren a la vida normal… y finalmente vuelvan a Dios.

La parábola del hijo pródigo

  • 22 Min

El evangelio de esta semana nos presenta una de las parábolas más hermosas de Jesús, en donde nos muestra la verdadera imagen de Dios Padre, a fin de que nos animemos a conocerlo, pues, mientras no lo conozcamos no nos vamos a enamorar de él ni nos va a interesar convertirlo en el centro de nuestras vidas, ni nos va a importar que reine en medio nuestro, ni tampoco nos interesará volver a él.