Abuelitos se casan en el pasillo de supermercado donde se conocieron

La pareja tuvo una conexión instantánea, intercambiaron números y meses después se dieron el sí en el pasillo de los condimentos.

X-DEMO-CONTENT
Adultos mayores se casan en el pasillo del supermercado donde se conocieron
12 News

Brenda Williams y Dennis Delgado se conocieron en el pasillo de una tienda en Arizona (Estados Unidos). Tiempo después, decidieron casarse en ese mismo lugar. Su historia de amor conmovió a muchos usuarios en redes sociales.

Lee también: Paramédica ayudó a una joven víctima de un accidente mortal sin darse cuenta que era su hija

Se conocieron en un supermercado

Brenda, de 72 años, había perdido a su esposo hace más de 30 años debido al cáncer. Mientras que Denis, de 78, se estaba recuperando del fallecimiento de su esposa.

Ambos pasaron momentos muy difíciles, pero llegaron a conocerse en agosto de 2021, mientras hacían las compras. De acuerdo con el medio 12 News, la mujer estaba buscando Miracle Whip en el pasillo 8, cuando el hombre se acercó a conversar con ella.

“¿Sabes lo mejor de usar una mascarilla? Podrías pasar junto a estas personas que no usan mascarilla y maldecirlas en voz baja. No escuchan una palabra de lo que dices”, dijo el anciano haciéndola reír.

La pareja conversó durante casi media hora e intercambiaron números. Una semana después, ambos fueron juntos a la iglesia.

Decidieron casarse en el mismos lugar

Hubo mucha química entre la pareja y se siguieron frecuentando, hasta que en abril de 2022, él decidió dar el siguiente paso.

“Vino a mi casa y dijo: ‘Voy a comprarte un anillo de compromiso’. Y yo dije: ‘Sí, claro’”, contó Brenda a FOX 13. “Así que se fue, y un par de horas después, lo llamé y le pregunté: ‘¿Has estado bebiendo?’”, añadió.

Lee también: Hombre se arrodilla ante la hija de su pareja y le pide ser su padrastro

La mujer le pidió a su pareja que hicieran oficial su compromiso en el pasillo donde se conocieron. Tiempo después, el pasado 19 de noviembre, la pareja se dio el sí en el mismo pasillo.

“No nos quedan muchos años más a ninguno de nosotros. Eso es genéticamente cierto, y dije: ‘Bueno, no tenemos tantos años más. Hagamos algo tonto y estúpido. Salgamos con fuerza’”, finalizó la mujer.