NieR Replicant ver.1.22474487139… se estrenó el pasado 23 de abril. | Fuente: Square Enix
Más Consolas

Por: Fernando Chuquillanqui

Periodista, cinéfilo, coleccionista, gamer.

El camarada Beto Pinto vuelve a colaborar con Más Consolas, esta vez con un análisis de NieR Replicant ver.1.22474487139…, la revisión del videojuego lanzado en 2010, considerado por muchos como un título de culto. Beto, fan de la saga, ha jugado este videojuego a profundidad y acá nos comparte sus impresiones:

Es impresionante cómo los juegos de video pueden tener la capacidad de transmitir muchas cosas. Después de jugar alguna determinada franquicia, terminas sabiendo un poco más sobre la cultura griega tal vez o romana. Pero un punto importante es la capacidad de transmitir emociones. Naturalmente, depende también del tipo de jugador, ya que algunas personas son más receptivas que otras, pero me aventuro a pensar que aquellos que empatizan con los personajes de una película o serie, y dejan caer alguna lagrimita en las escenas dramáticas, probablemente también terminan experimentando cosas similares en los videojuegos.

Un juego podría verse como una suerte de barco, donde la historia, jugabilidad, gráficos y otros factores te hacen navegar a través de la experiencia, no obstante, si alguno falla, es probable que ese barco se hunda.

Es así como nos remontamos a 2010, donde un juego con muchas ilusiones salió a la luz con algunas cuestionables decisiones de marketing: la más importante, el cambio de protagonista. NieR, en su versión original, fue pensado para ser una historia con un protagonista determinado, con una historia y relación con los personajes determinadas. No obstante, el mercado (o la gente de negocios) pensó que para occidente un protagonista delgado y con matices propios a los héroes ‘shonen’ se vería muy poco real llevando espadas gigantes.

Por ello, se decide cambiar el protagonista, en aras de llegar bien a occidente, naturalmente. Esto hizo que se incurriera en costos adicionales y, a mi parecer, disminuyó la calidad del juego, y el barco de experiencias no llegó a buen puerto.

Pero el mundo cambia. Así que fue NieR Automata, varios años después, se encargó de hacer que su hermano mayor ganara mayor reputación, como un juego de culto por su historia. Elevando a Yoko Taro (el creador) a un estatus suficiente como para tener la opción de contar su historia nuevamente.

Así que, antes de que tuviera que buscar un emulador para poder jugar NieR en su versión original, apareció la noticia de este ‘remake ligero’, porque -para mí- es un remake, pero otros ojos podrían opinar diferente. Pero, para efectos de este análisis, será remake.

Bueno, después de este pequeño preámbulo, ¡vamos con el análisis!

Historia: 4.0 / 5.0

La historia tiene un apartado especial. Si bien puedo ponerle 5.0 / 5.0 a Yoko Taro por armar una cosmovisión de su universo, que dura alrededor de 10 000 años. En realidad, esto ha sido construido en base a tres juegos, libros y obras teatrales. Pero si vemos la historia en este juego, tiene algunos agujeros argumentales que pudieron haberse desarrollado mucho mejor.

La escena nos lleva a nuestro protagonista, que está protegiendo a su hermana de unas sombras, y se vale del poder de un Libro Negro llamado Grimoire Noir para vencerlas. Después de una cruenta lucha, la historia nos lleva 1 412 años después, donde un muchacho de similares características está cuidando de su hermana enferma.

A partir de este punto, la historia va de manera muy alegre, hasta infantil; algunas misiones son conseguir fruta para tu hermana o conseguir lana para los mercaderes, en un ambiente rebosante de vida y alegría. Pero, poco a poco, las misiones se van convirtiendo en un poco más oscuras o melancólicas. Que es la premisa principal del juego: nada es lo que parece.

Entre las misiones, eres asistido por Devola y Poppola, que fungen como mentores o tutoras del protagonista, guiándolo a través de sus aventuras. Es más, ellas son las que te llevan a conocer a Grimoire Weiss, que es el primer compañero de aventuras que tienes y que te permite hacer uso de magia. En cierto punto, conoces a Kainé, una luchadora espléndida con poderes mágicos que ha sido parcialmente poseída por una sombra, y logras ganar su lealtad (por cierto, la chica es muy sexy).

Luego, conoces a un muchacho muy interesante llamado Emil, otro compañero de aventuras que te dará algunas sorpresas durante el juego.

El big bad boss del juego es nada menos que el Señor de las Sombras, una entidad poderosísima a la cual las sombras le rinden pleitesía, y tu misión es derrotarlo de una vez por todas.

Resulta interesante ver cómo la historia se transforma y termina siendo totalmente diferente a como es el primer 50 % del juego. Lamentablemente, este juego requiere que juegues varias veces la campaña para poder ver la historia en toda su dimensión, pero se repite mucho contenido.

Al final de los finales, hay conexiones con NieR Automata, pero es algo que deben ver ustedes mismos.

Jugabilidad: 4.0 / 5.0

NieR, en su versión original, es un juego que balanceaba el sistema de batalla con la dificultad de sus jefes. En principio, nuestro protagonista puede usar solo espadas cortas, pero luego, en la segunda parte, después de un salto temporal de cinco años, puede usar espadas largas y lanzas.

Esto en el NieR original no tenía mucho sentido porque el protagonista era un veterano de guerra desde el inicio, pero tiene sentido cuando en la versión japonesa el protagonista es primero un niño, y luego de cinco años, es casi un adulto. Adicionalmente, está el uso de los Versos Sellados, que es la magia del juego.

Podemos usar a Grimoire Weiss para lanzar hechizos de combate como disparo de proyectiles mágicos, que puedes cargar manteniendo presionado el botón de disparo para lanzar una versión más poderosa de ese ataque, con el correspondiente incremento en el consumo del poder mágico.

También están presentes métodos de personalización de armas, a través de ‘palabras’ que brindan mejoras, como mayor ataque, o le dan habilidades adicionales, como absorber vitalidad con cada ataque.

El combate se ha adaptado bastante para parecerse más a NieR Automata: los ataques y combos son más rápidos, haciendo que el combate no se sienta injusto. No obstante, la balanza se inclina más bien para el otro lado, porque el hecho de haberle dado estos buffs al protagonista, disminuye la dificultad considerablemente, ya que los enemigos no se han adaptado correctamente.

El juego incluye muchas referencias a otros géneros de juegos, jugando de alguna manera con la perspectiva, en algunos casos las tomas son desde arriba, como un típico dungeon crawler, en otro caso la vista se torna desde una perspectiva lateral como los plataformeros 2D. Incluso aventuras de texto, donde vas eligiendo las decisiones de tu personaje a través de opciones que se bifurcan.

Otro aspecto que resaltar es el uso de mecánicas tipo ‘bullet hell’ en los enemigos, habrán momentos en que tendrás que esquivar múltiples proyectiles al mismo tiempo, teniendo poco espacio para poder evitarlos.

Gráficos y banda sonora: 4.0 / 5.0

No sería adecuado evaluar NieR de acuerdo con los estándares de la generación actual (o la anterior, para ser exactos), dado que, si bien ha sido lanzado para PlayStation 4, es un remake ligero. Así que me enfocaré en cuánto ha cambiado cada aspecto a su concepción original.

En primer lugar, casi todos los assets de los personajes principales han recibido una mejora considerable, además de haberles dado un toque un poco más moderno, alineado a NieR Automata: los rostros son más realistas y se ha embellecido a todos los personajes.

Los enemigos han recibido mejoras bastante menores, en ese apartado, pero al fin de al cabo son sombras etéreas, así que no ha sido factible identificar mejoras notables.

El diseño de las magias y los efectos de luz sí han sido mejorados considerablemente. Esto por un momento pueden lograr engañarte y pensar que el título es nativo de la anterior generación, lo cual es encomiable.

Los escenarios no han tenido el mismo tratamiento en lo que se refiere a texturas. Se ha tratado de embellecerlos un poco integrando mejor luz en algunas zonas, o agregando algunos assets para hacerlos ver más detallados, pero hacer cambios de fondo o estructurales entiendo que hubiera sido demasiado costoso como para implementarlo por lo cual no hay mucho cambio.

En cuanto a la banda sonora, no tengo temor al decir que es lo mejor de este juego. Las canciones conocidas de todo el yokoverso, llegan remixeadas y con mejores mezclas de sonido, que resultan un verdadero placer escucharlas. Otro detalle, es que todas consiguen transmitir la emoción que impera en cada situación lo cual refuerza la narrativa del juego. Mención especial a esos pequeños detallitos en los efectos de sonidos que pasan desapercibidos, pero son igual de importantes.

Otro detalle adicional es que las voces han sido grabadas en su totalidad. Es decir, los NPC tienen voz, lo cual refuerza el enfoque puesto en la narrativa.

Rejugabilidad y diversión: 4.0 / 5.0

A diferencia de otros juegos, NieR Replicant no apunta a brindar un extra con un multiplayer o algo por el estilo. El juego apunta a que saques la mayor cantidad de finales posibles (en concreto, cinco) y tres de estos finales son incrementales: no puedes sacar el final B sin el A; y no puedes sacar el final E, sin los finales A, B, C y D.

La idea no es mala, pero te obliga a repetir la mitad de la campaña hasta cuatro veces para recién ver el mejor contenido; y las diferencias sutiles entre cada uno de los caminos hacia los finales no compensan la monotonía de repetir a los bosses, por lo menos a partir de la tercera vez.

El juego te ofrece herramientas para disfrutarlo desde varios aspectos, uno puede ser la campaña, otro podría ser las misiones secundarias que tiene microhistorias incluidas, que son entretenidas. Incluso, está la parte de obtener las historias de las armas, que francamente es donde estoy ahora, ya que estas historias son muy imaginativas y todas con un final inesperado.

Conclusión: 4.0 / 5.0

NieR Replicant ver.1.22474487139… es un juego que representa una mejora incremental respecto a su versión original: me parece que la historia ameritaba un remake, por su calidad y porque pudo haberse hecho más, especialmente en la amplitud del juego. Sin embargo, entiendo que la historia tiene diez años de antigüedad y un remake completo podría haberle hecho perder ese sentido nostálgico que tiene. Es un juego totalmente recomendado, pero los insto a tener paciencia con el mismo, dado que para llegar al verdadero y mejor final es necesario repetir la historia varias veces. Pero tu esfuerzo estará totalmente recompensado.