Junín: conozca la increíble fauna silvestre del bosque nublado de Pampa Hermosa

Se registraron por lo menos 25 especies diferentes de mamíferos en un territorio de la región Junín poco investigado.

Doce individuos de oso de anteojos fueron registrados por las cámaras trampa. | Fuente: Rainforest Partnership | Fotógrafo: Sean McHugh y Jasmina McKibben

(Mongabay Latam / Yvette Sierra Praeli). El biólogo Sean McHugh y la cineasta y fotógrafa Jasmina McKibben llegaron a Pampa Hermosa, en la región Junín, en busca del oso de anteojos. Sabían que se trataba de una zona biodiversa, cerca del Bosque de Protección Pui Pui, pero que se había estudiado muy poco.

Durante tres meses, Sean y Jasmina recorrieron los bosques nublados, pendientes y montañas de Pampa Hermosa, y colocaron 28 cámaras trampa en un sector ubicado a 16 kilómetros del bosque de Pui Pui. Lo que encontraron superó sus expectativas. Por lo menos 25 especies diferentes de mamíferos, entre ellas, una nueva población de mono choro de cola amarilla (Lagothrix flavicauda), que por las características un tanto diferentes podría tratarse de otra especie.

“Me gusta estudiar lugares que no son conocidos, de difícil geografía y Pampa Hermosa es uno de ellos. Supe, además, que había mamíferos únicos”, comenta McHugh sobre por qué eligió investigar en este lugar de Perú. Jasmina, en tanto, dice que gran parte de su vida adulta se ha dedicado a la búsqueda de animales silvestres, que le ha llevado a “encontrarse con algunas de las especies más fascinantes de este planeta”.

+ Mongabay | Estados Unidos cree que fiscalización forestal peligra en el Perú

Encuentro con un oso de anteojos

Doce osos andinos (Tremarctos ornatus) forman parte del registro de imágenes que ahora analizan estos dos investigados de Rainforest Partnership, una organización que trabaja hace diez años con comunidades campesinas e indígenas en esta zona de la selva central de Perú para proteger la biodiversidad.

Los videos muestran a osos caminando en el bosque. Otros se ponen de pie y abrazan árboles. Jasmina cuenta que en realidad vieron 13 osos. Uno de ellos no está registrado en los videos porque lo encontraron en el camino, en uno de sus recorridos por el bosque nublado. “Se detuvo a mirarnos y subió a un árbol para observarnos. Yo quería huir, pero Sean, con su experiencia con grandes animales, me dijo que lo mejor era permanecer quietos y mantener la calma”. Jasmina tomó tantas fotos como pudo mientras el biólogo hablaba muy tranquilo al oso. Luego el animal bajó y se fue.

Además de los osos, en los videos también se ve a una ardilla roja de Junín (Hadrosciurus pyrrhinus) corriendo entre los árboles; un venado de Sudamérica (Mazama americana spp.) hurgando entre las hojas para alimentarse; armadillos (Cabassous unicinctus), pacaranas (Dynomys branickii), sajinos (Pecari tejacu) y añujes (Dasyprocta variegata) recorriendo el bosque. 

Las cámaras también captaron felinos como el ocelote (Leopardus pardalis) y el tigrillo (Leopardus wiedii), monos como el capuchino de frente blanca (Cebus yuracus) y un par de perros de agua (Lontra longicaudis) entrando al río, entre otras especies.

Según la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza (UICN) el oso andino de anteojos se encuentra en situación Vulnerable y la tendencia es la disminución de la especie. El biólogo McHugh señala que esta sería una de las poblaciones aisladas que menciona la UICN, y explica que esta especie habita en pastizales de gran elevación, conocidos como páramo o pampa y en los bosques tropicales de montaña, conocidos como bosques nubosos, como el de Pampa Hermosa.

Una versión ampliada de este reportaje fue publicada en Mongabay Latam. Puedes leerla aquí.

Si quieres conocer más sobre la situación ambiental en el Perú, puedes revisar nuestra colección de artículos. Y si quieres estar al tanto de las mejores historias de Mongabay Latam, puedes suscribirte al boletín aquí o seguirnos en Facebook, Twitter, Instagram y YouTube.

¿Qué opinas?