Más de 10 000 animales de fauna silvestre, entre vivos y muertos, fueron decomisadas en Perú durante el año 2017. | Fuente: WCS

(Mongabay Latam). En la Amazonía peruana hay un abanico gigante de lugares y rutas para el tráfico de especies silvestres. Según el Servicio Nacional Forestal y de Fauna Silvestre (Serfor) existen por lo menos 56 distritos, en 35 provincias de 14 departamentos en los que se capturan animales para ser comercializados de manera ilegal dentro y fuera del país.

Estos animales van a parar a alguna de las 100 zonas de venta ilegal que existen en el país o son comercializados a través de Internet, una modalidad de la que ya se sabía en el año 2009 cuando la Convención sobre el Comercio Internacional de Especies Amenazadas de Fauna y Flora Silvestres (CITES) abordó este problema. Sin embargo, la creciente vorágine de las redes sociales ha agudizado este problema.

Solo en el 2017, un total de 10 398 animales de fauna silvestre, entre vivos y muertos, fueron decomisadas en Perú. Esta cifra fue el resultado de 1081 intervenciones que las autoridades nacionales y regionales realizaron en Lima y otras provincias del país.

En julio de 2018, la Policía Nacional del Perú incautó más de mil especies y partes de animales en un operativo en Lima. | Fuente: Serfor

Según Serfor, la mayoría de las especies que se capturan en la Amazonía no salen del país, sino que se comercializan en el mercado interno. Así, los animales son vendidos como mascotas o usados en rituales chamánicos bajo la creencia de que sus partes tienen poderes curativos. Ejemplo de ello es la caza del oso andino de anteojos (Tremarctos ornatus) al que se le extraen la cabeza y las patas para rituales curativos o la rana gigante del lago Titicaca (Telmatobius culeus) muy cotizada por su carne para preparar platos exóticos y también para preparados supuestamente medicinales.

En el mercado internacional, Holanda, Bélgica, Austria, Suiza, España, Francia, Alemania son algunos de los países en el continente europeo hasta donde llegan especies de la Amazonía peruana. En Asia destacan China, Japón y Singapur, entre otros. Y en Latinoamérica, las especies son llevadas a Ecuador, Colombia y Bolivia

+ Mongabay | Perú: imágenes exclusivas muestran minería ilegal en la Reserva Nacional Tambopata

Especies que más se trafican en Perú

Las aves están entre las especies que más se encuentran durante las intervenciones. Con más de 1800 especies de aves, el Perú, uno de los países con mayor número de estas especies en el mundo, se ha convertido en uno de los preferidos para abastecer el mercado ilegal de estos animales.

Entre las aves más buscadas y de mayor valor en el mercado internacional figuran el guacamayo rojo y verde (Ara chloropterus), cuyo precio supera los 200 dólares. También el cernícalo americano (Falco sparverius), el loro máscara roja (Psittacara mitratus), el loro cabeza gris o pedrito (Aratinga weddellii), el botón de oro (Sicalis flaveola) y el pihuicho de ala amarilla (Brotogeris versicolurus), la especie más traficada en los últimos 15 años.

Los reptiles también ocupan los primeros lugares entre los animales rescatados del tráfico ilegal. Un estudio de WCS realizado en mercados, entre los años 2016 y 2017 señala que alrededor de 650 especímenes de 10 especies de reptiles fueron rescatadas del comercio ilegal. Muchas de ellas figuraban como amenazadas en la lista de CITES.

Perú posee más de 1800 especies de aves, por ello, se ha convertido en uno de los países preferidos para abastecer los comerciantes ilegales de estas especies. | Fuente: Serfor

La Iguana verde (Iguana iguana), varias especies de tortugas como la taricaya (Podocnemis unifilis), motelo (Chelonoidis denticulata) y matamata (Chelus fimbriatus), así como la Boa mantona (Boa constrictor) están entre las que más se venden de forma ilegal.

Un reciente reportaje de Mongabay Latam también da cuenta del terrible tráfico de partes de jaguar que se está dando en Iquitos. Colmillos, cráneos, pieles y garras se venden de manera ilegal en los mercados de esta ciudad ubicada en la región amazónica de Loreto.

Según la Transnational Crime and Developing World, el comercio ilegal de animales silvestres figura entre los diez primeros crímenes organizados transnacionales más lucrativos del mundo, junto con el narcotráfico, la falsificación, la trata de personas, entre otros.

Partes de reptiles y otros animales se comercializan en los mercados de la Amazonía peruana. | Fuente: WCS | Fotógrafo: Musuk Nolte
Las partes de animales silvestres son utilizados en rituales chamánicos. | Fuente: Serfor
Según la Transnational Crime and Developing World, el comercio ilegal de animales silvestres figura entre los diez primeros crímenes organizados transnacionales. | Fuente: Serfor
La iguana verde se oferta hasta por 50 dólares en el mercado ilegal de fauna silvestre. | Fuente: Serfor
Muchos animales mueren durante el transporte desde la selva hacia las ciudades. | Fuente: Serfor
Una cabeza de oso andino de anteojos y partes de diferentes especies encontró la Policia en un megaoperativo realizado en Lima. | Fuente: Dirección del Medio Ambiente de la Policía Nacional
Tortugas y otras especies de reptiles figuran entre los animales silvestres más comercializados en Perú. | Fuente: Dirección del Medio Ambiente de la Policía Nacional

El artículo original fue publicado en Mongabay Latam. Puedes revisarlo aquí.

Si quieres conocer más sobre la situación ambiental en el Perú, puedes revisar nuestra colección de artículos. Y si quieres estar al tanto de las mejores historias de Mongabay Latam, puedes suscribirte al boletín aquí.

 

¿Qué opinas?