Se trata de frutas muy raras y escasas con altos niveles de antioxidantes. | Fuente: Shutterstock

Estas frutas brasileñas se convertirán en los “superalimentos” del futuro

En Brasil cultivan y producen extrañas especies de frutas como la cereza del río grande y el ubajay. Estas poseen propiedades antioxidantes y antiinflamatorias.

Como todos sabemos, para tener una dieta saludable es necesario incluir frutas en ella. Este tipo de alimentos aporta diversos elementos nutritivos que son beneficiosos para el organismo. Con este objetivo, en Brasil ahora producen frutas consideradas como el “superalimento” del futuro.

Brasil es el principal país en producir estas superfrutas, seguido por Paraguay y Argentina. Así, diversos estudios realizados por la Universidad de Campinas y la Universidad de Sao Paulo, ambas brasileñas, señalan que cinco especies nativas del país son antiinflamatorias y muy ricas en antioxidantes.

Estas cinco especies son: la cereza de río grande, la cereza de Brasil, el ubajay, la araçá-piranga y la bacuparí. Sin embargo, son frutas muy raras y escasas, por lo que los investigadores necesitan ayuda extra de los “coleccionistas de frutas”, aquellas personas que las cultivan en sus propios huertos.

“Es muy difícil encontrar el lugar en donde están plantadas, para luego estudiar y trabajar con estas frutas”, indicó Matías de Alencar, uno de los autores de los estudios. “El mercado para este tipo de súper alimentos es lo que más crece en el mundo, sobretodo en Estados Unidos”, añadió.

Los beneficios

Estas cinco especies de frutas tienen altos niveles de sustancias antioxidantes y poseen también un efecto antiinflamatorio en el cuerpo. Además, ayudan a prevenir enfermedades crónicas, males al corazón, diversos tipos de diabetes e incluso el cáncer.

“Las propiedades antioxidantes y antiinflamatorias son de gran necesidad en la industria farmacéutica. Estas frutas cumplen con dichas funciones de manera natural”, indicó Pedro Rosalen, coautor del estudio y científico de la Facultad de Odontología de la Universidad de Campinas.

Las cinco especies son consideradas raras e incluso la araçá-piranga está en peligro de extinción. El objetivo de las investigaciones brasileñas es también abrir un camino para expandir el cultivo de todas estas frutas entre los pequeños agricultores y en otros países del mundo.

La responsabilidad del contenido y autoría del presente artículo es de RPP.