El ejercicio en los niños favorece el crecimiento de sus huesos y sus músculos. | Fuente: Shutterstock

La importancia del ejercicio en la niñez

Además de mejorar su nivel físico y autoestima, potencia sus valores y su relación con el entorno.

En la actividad física intervienen muchos factores. En el caso de los niños estos están relacionados directamente con una mejora en su salud: resistencia cardiorrespiratoria, flexibilidad, fuerza, resistencia muscular y la coordinación (muy importante en la infancia), son algunos de los beneficios.

El doctor Jorge Tello, especialista en fisioterapia y rehabilitación, menciona que es importante que los niños practiquen algún tipo de ejercicio acorde a su edad. “Pueden intentar con juegos que impliquen actividad física y así evitar el sedentarismo que propicia estar gran parte del día frente al televisor, computadora o celular”, dice. Aquí algunos beneficios de introducir el ejercicio en la vida de tu hijo:

-Lo introduce en la sociedad.

-Le enseña a seguir reglas.

-Lo ayuda a abrirse a los demás y a superar la timidez.

-Frena sus impulsos excesivos.

-Fomenta su necesidad de colaboración por encima del individualismo.

-Le hará reconocer, aceptar y respetar que existe alguien que sabe más que él.

Esta actividad le hará reconocer, aceptar y respetar que existe alguien que sabe más que él | Fuente: Shutterstock

-Produce un aumento generalizado del movimiento coordinado.

-Aumenta sus posibilidades motoras.

-Favorece el crecimiento de sus huesos y sus músculos.

-Puede corregir posibles defectos físicos.

-Potencia la creación y regularización de hábitos.

-Desarrolla su placer por el movimiento y el ejercicio.

-Estimula la higiene y la salud.

Sin embargo, no debes olvidar que el deporte debe adaptarse a la maduración física de la persona. Evita presiones innecesarias a edad temprana.

La responsabilidad del contenido y autoría del presente artículo es de RPP.