Marvel's Guardians of the Galaxy está disponible para PlayStation 4, PlayStation 5, Xbox One, Xbox Series X/S, Nintendo Switch y PC. | Fuente: Square Enix
Más Consolas

Por: Fernando Chuquillanqui

Periodista, cinéfilo, coleccionista, gamer.

Muchos conocimos a Los Guardianes de la Galaxia gracias a su inclusión en el Universo Cinematográfico de Marvel (el popular MCU). Al menos ese fue mi caso. Pero esto no quita que Star-Lord y compañía sean parte importante de la historia y, por qué no decirlo, pilares de la editora estadounidense.

A partir de las películas, Los Guardianes de la Galaxia han tenido mucha aceptación en el gran público, no solo por su carácter irreverente, sino también por las altas dosis de humor que hay en sus aventuras. Esto sin mencionar el toque de nostalgia y esta suerte de homenaje a los años ochenta que generan empatía entre muchos de nosotros.

Gracias a ello, Los Guardianes de la Galaxia han trascendido aún más y ahora brillan con luz propia en otros segmentos, como los parques temáticos, las figuras de acción, la televisión, los álbumes de figuritas y, lo que nos convoca hoy, los videojuegos.

Marvel's Guardians of the Galaxy es el nuevo videojuego de este grupo de incomprendidos héroes espaciales. Desarrollado por Eidos-Montréal y publicado por Square Enix, Marvel's Guardians of the Galaxy buscará borrar el mal sabor de boca que nos dejó el fallido Marvel's Avengers el año pasado. ¿Lo habrá logrado? Sin más preámbulo, los invito a leer mi análisis.

Lo bueno

Me es imposible no mencionar a Marvel's Avengers al inicio de este análisis. El videojuego del 2020 causó mucha decepción en el público y la crítica especializada, que no perdonó la poca calidad del producto. Fue un absoluto desperdicio de la propiedad intelectual de Marvel, más aún teniendo en cuenta el arrollador éxito de la saga en el cine.

Marvel's Guardians of the Galaxy llega al mercado con una pesada mochila: desprenderse de Marvel's Avengers. La mala experiencia del 2020 definitivamente ha generado suspicacia en el público, que recibe con mucha más cautela este lanzamiento.

Sin embargo, debo decir que desde el primer minuto se siente que estamos ante productos completamente diferentes. Marvel's Guardians of the Galaxy es un videojuego single player, con mucho peso a la narrativa; sin modalidades online ni microtransacciones.

Marvel's Guardians of the Galaxy cuenta una historia propia, alejada de los cómics y las adaptaciones cinematográficas, aunque sin dejar de lado los ingeniosos guiños y referencias.

No quiero destripar la historia ni revelar detalles de esta nueva aventura, pero sí puedo decir que terminé gratamente sorprendido por lo expuesto a nivel argumental. Los personajes principales están bien construidos, y van creciendo a lo largo de la campaña.

Si bien en la historia priman los momentos intensos y divertidos, algunos realmente jocosos; esta no exenta de segmentos tensos y de mucha carga emocional. Hay picos de drama que no esperaba ver en una aventura de Los Guardianes de la Galaxia.

Terminar el juego, al menos la primera vez, me tomó unas 18 horas, un tiempo bastante aceptable para un título single player. Además, en la campaña se incluyen opciones de diálogo que nos pueden llevar a distintas situaciones, por lo que puede decirse que hay un incentivo para rejugar.

El enfoque jugable, una suerte de shooter en tercera persona, me terminó gustando. Pese a que solo controlamos a Star-Lord, el juego se las ingenia para darle su cuota de protagonismo a los demás integrantes del grupo.

Los demás Guardianes pueden ser invocados para realizar distintos ataques y asistencias en combate, pero también nos ayudarán en la aventura, para alcanzar zonas inaccesibles o secretas.

Sin duda, hay mucho potencial en este gameplay. Sin embargo, hay elementos mejorables que abordaré en la siguiente sección del análisis.

Un detalle que no puedo dejar de mencionar es la gran cantidad de diálogos que hay en el juego. En todo momento hay interacciones entre los personajes, que no dejan de hacer comentarios o de gastarse alguna broma.

Lo mejor es que nosotros participamos de estos diálogos, para lo cual se han implementado opciones para elegir: así, podemos aportar algún comentario al debate o tomar partido en alguna discusión.

Todo esto funciona muy bien gracias al excelente trabajo de los actores de doblaje, que les ponen mucho énfasis y carisma a todas sus intervenciones. Todos lucen, hasta el poco expresivo Groot. Afortunadamente, el juego llega completamente doblado al español latino, con un trabajo muy competente de los actores en nuestro idioma.

Tal como en las películas, la música juega un papel preponderante en Marvel's Guardians of the Galaxy. La música licenciada seleccionada es simplemente genial, con temas de distinto género que hacen homenaje a los años ochenta. Por el videojuego, desfilan canciones de Kiss, Rick Astley, Hot Chocolate, Def Leppard, Iron Maiden (¡mi banda favorita!), entre tantos otros.

En este apartado, hay un detalle que me llamó mucho la atención: en el universo de este videojuego, Star-Lord adopta este nombre en homenaje a su banda de heavy metal favorita. La gente de Square Enix se metió de cabeza en esta idea y editó un disco entero para esta ficticia agrupación, con temas que destilan ‘ochentas’ en cada nota. Ojalá se animen a publicar el álbum. Yo lo compraría.

Lo malo

Como ya dije, la jugabilidad me parece competente, con un enfoque interesante, a pesar de que solo controlamos a Star-Lord durante toda la campaña. Sin embargo, siento algunos problemas en la implementación, como un motor de colisiones bastante inestable. Acá es donde este videojuego se acerca peligrosamente a Marvel's Avengers.

Star-Lord tiene sus famosas pistolas de elementos, que en el videojuego pareciera que dispararan bolas de gomita, ya que apenas se siente el efecto de los disparos en los enemigos. Esto es más notorio en los ataques de los demás Guardianes o, peor aún, cuando hay ataques combinados en los que hay un acercamiento de la cámara y se ve nítidamente los endebles efectos de los golpes sobre los enemigos.

Salvando distancias, todo esto me recuerda a Star Wars Jedi: Fallen Order, en el que los ataques con los sables láser parecían hechos con bastones de goma.

Y ya que hago este comparativo, no puedo dejar de mencionar que el juego llega demasiado edulcorado en el tema de la violencia. Gamora usa un sable, Rocket hace gala de un arsenal mortal, Groot puede convertir sus brazos en afiladas púas y Drax tiene una fuerza demoledora capaz de destrozar a cualquiera; pero los enemigos apenas muestran daños tras las batallas.

Entiendo que se busque llevar el videojuego a ‘todo público’, pero creo que esta atenuación de la violencia hace que se pierda mucho del efecto que se quiere conseguir. Para muestra un botón: en las más de 18 horas de campaña, los Guardianes han eliminado a cientos de enemigos, pero no se ha derramado una sola gota de sangre.

Y ya que hablo de los enemigos, sentí una clamorosa falta de variedad en estos y, dicho sea de paso, de originalidad. Esto se hizo más evidente debido a la extensión de la campaña, ya que sobre la recta final se empezaron a reciclar enemigos.

Un detalle muy interesante que se ha implementado durante los combates es la posibilidad de que Star-Lord convoque a los Guardianes a una pequeña reunión en círculo, para que el líder les dé una frase motivadora. Acá se despliega una especie de minijuego en el que debemos estar atentos a lo que digan los Guardianes, a fin de saber elegir las palabras exactas que los motiven.

Si lo hacemos correctamente, todos recuperarán su energía y por unos segundos podrán lanzar sus ataques especiales sin la necesidad de que se recargue su barra de cooldown. Está curioso el minijuego, pero debo señalar que toda la animación corta bruscamente un segmento de combate, sin mencionar que los diálogos se vuelven repetitivos con el pasar de las horas. La idea es buena, reitero, pero creo que se debió implementar de otra manera.

El videojuego se me hizo demasiado accesible en dificultad Normal, por lo que a mitad de campaña subí el nivel. Quienes buscan un reto significativo, les recomiendo hacer lo mismo.

La campaña es excesivamente lineal, sin caminos alternativos ni misiones secundarias por cumplir. El camino siempre está marcado, convirtiéndose todo el gameplay en un gran pasillo por donde circular. Admito que hay algunas bifurcaciones en nuestro camino, pero se trata de pequeñas desviaciones para encontrar algún coleccionable o secreto.

Y debo decir que es demasiado difícil no encontrarlos, debido a la ayuda del visor de Star-Lord, que nos indica nítidamente dónde está el coleccionable y hasta el camino a seguir. Mucha asistencia que quita todo atisbo de desafío.

Lo feo

No encontré algo como para colocar en esta sección. Sin embargo, sí quisiera mencionar que este juego ahondó mi sensación de desazón por lo que decepcionante que resultó siendo Marvel's Avengers.

Aunque, tal vez sin aquel fiasco, Marvel's Guardians of the Galaxy hubiera seguido la misma senda. Son cuestiones que, lamentablemente, no tienen respuesta.

Conclusión:

Debo ser sincero: esperaba muy poco de Marvel's Guardians of the Galaxy, más que nada por el fiasco que significó Marvel's Avengers el año pasado. Sin embargo, como, ya describí en este análisis, estamos ante productos bastante diferentes. Y esto es muy positivo. Marvel's Guardians of the Galaxy tiene una buena historia, bien contada y con altas cuotas de humor. Su planteamiento jugable es interesante, aunque hay su margen de mejora. Tal vez podrían explorarse otras alternativas con DLC que nos den el control de los demás Guardianes, aunque creo que esa posibilidad ya ha sido descartada por la propia Square Enix. La banda sonora está muy bien seleccionada, con temas que son todo un homenaje a los años ochenta, con especial énfasis en la ficticia banda Star-Lord, creada solo para la ocasión. Sin ser un producto redondo, creo que Square Enix se ha reivindicado con los fanáticos de Marvel, que por fin podrán disfrutar de un buen videojuego basado en una de las franquicias más exitosas de la actualidad.