Cuphead es un buen pretexto para comprarse una laptop, pero me tendré que esperar a fines de mes, ya que tengo muchos juegos en cola. | Fuente: Studio MDHR

Les cuento que la semana pasada me compré una laptop. No precisamente para poder jugar Cuphead, como traviesamente pongo como título, pero sí con ese juego en mente. Fue una compra meditada, porque tenía que renovar equipo y porque también estoy necesitando hacer un cursillo de diseño gráfico por motivos laborales.

Y vaya que comprar una laptop es una tarea harto complicada, al menos para un lego como yo que solo busca el botón para encenderla y empezar a trabajar. Empecemos por el presupuesto. Originalmente, tenía pensado invertir mil soles. Pero esto solo arrancó risas entre mis amigos entendidos en el tema, que me explicaron que una laptop con lo mínimo para trabajar en diseño no baja del doble de presupuesto.

Así que redoblé la inversión y reinicié la búsqueda. Y llegaron más problemas: qué marca elegir, qué procesador, qué generación de procesador, si viene con tarjeta de video, si está integrada o no, si tiene suficiente RAM, si la pantalla de es 13 o 15 pulgadas, si es en full HD o no, si pesa mucho o poco, si viene con lector de DVD o blu-ray.

Mi camarada Phillip Chu Joy, de TEC, me recomendó aplicar mínimo una Core i5 con tarjeta de video Gtx 1050 ti. Obviamente que eso solo era la punta del iceberg, ya que las demás características de una laptop incrementan o reducen el presupuesto. Y mis dos mil soles podían quedar muy cortos.

Cuphead llegó al mercado el pasado 29 de septiembre en exclusiva para PC y Xbox One. | Fuente: Xbox

“No es lo mismo que comprar una consola”, me dijo Phillip al ver mi cara de signo de interrogación mientras consultábamos opciones. En un momento, el presupuesto se catapultó hasta cuatro mil soles y el signo de interrogación en mi cara cambió por uno de alarma. “Prefiero quedarme con el presupuesto original y usar el excedente para comprar una Switch”, le dije. Así que la búsqueda continuó con eso en mente.

Finalmente, pude hacer la compra, con especificaciones que para mí están escritas en egipcio antiguo, pero cuyo costo no sobrepasó en demasía lo que me había presupuestado (sí, me quedó lo suficiente para comprar la Switch). Lo que importa es que la laptop elegida me permitirá tomar mi curso y, lo mejor, correrá con normalidad Cuphead y varios indies de Steam que estaba siguiendo desde hace un tiempo.

Mis respetos a quienes manejan tantos términos técnicos, pero a mí déjenme tranquilo con mis consolas y con la mera necesidad de meter el disco para poder jugar.

Y ustedes, ¿también tuvieron problemas como yo para comprar una laptop?, ¿se manejan muy bien con estos términos técnicos?, ¿jugarán Cuphead?

0 Comentarios
¿Qué opinas?