La colisión de dos estrellas de neutrones confirmó una teoría de Albert Einstein

Además, a partir de este fenómeno se corroboró que los metales pesados como el oro o el uranio, se formaron de choques muy violentos como este.
Un flash de luz bajo forma de rayos gama fue identificado por el telescopio Fermi de la Nasa. | Fuente: AFP

A las 8:41 a.m. del pasado 17 de agosto, el laboratorio estadounidense LIGO y el europeo VIRGO captaron un evento cósmico que ha reafirmado una teoría del científico Albert Einstein. Se trata de la colisión de dos estrellas de neutrones, uno de los fenómenos más violentos del universo. Este martes, la Nasa develó los detalles de este evento que dio origen a los metales pesados como el oro o el uranio.

RPP Noticias consultó al físico nuclear, Modesto Montoya, sobre este hecho y explicó que "los metales pesados se forman de la fusión de elementos más pequeños. El más pequeño es el hidrógeno. La fusión de dos de estos daría helio, y la de otros darían los demás elementos hasta el más pesado en la naturaleza, que es el uranio".  

Universo impresionante. Este choque habría ocurrido a una distancia de 130 millones de años luz. Posiblemente le hecho ocurrió en la era de los dinosaurios y recién ahora podemos observar esa huella del pasado. No solo se confirma las ondas gravitacionales que predijo Albert Einstein, sino que también se reafirma que gracias a esta colisión se formó el oro, el platino, el uranio y otros metales pesados. 

Cuando dos estrellas de neutrones chocan, la gravitación se propaga a la velocidad de la luz. Los neutrones se liberan y bombardean a los átomos, luego se forman elementos pesados con las altas temperaturas. "Mientras más pesados sean los elementos, menos viven. Ocurre la llamada fisión (es decir, la división de un núcleo atómico pesado en dos o más fragmentos)", explicó Montoya.

Astronomía básica. En palabras simples, una estrella de neutrones es el colapso gravitacional o muerte de una estrella mediana. Las estrellas pequeñas se convierten en enanas blancas al final de sus días, mientras que las masivas se convierten en agujeros negros cuando mueren.

"Nuestro Sol será una enana blanca al final de sus días. Antares podría ser una estrella de neutrones", detalló el físico peruano. "El choque de dos estrellas de neutrones podría formar un agujero negro, dependiendo de sus masas". 

Esta es la recreación, elaborada por la Nasa, de una colisión entre dos estrellas de neutrones. | Fuente: Nasa
Esta ilustración muestra cómo es que sería la colisión de dos estrellas de neutrones. | Fuente: UNIVERSIDAD DE WARWIK | Fotógrafo: MARK GARLICK
¿Qué opinas?