Exportaciones tradicionales crecerán en promedio 11.7% en 2016 y 2017

En tanto, las exportaciones no tradicionales prácticamente no crecerán (-0.2%) por la recesión en América Latina, según el Ministerio de Economía.
Exportaciones tradicionales
Exportaciones tradicionales crecerán en promedio 11.7% en 2016 y 2017. | Fuente: ANDINA

Las exportaciones tradicionales crecerán en promedio 11.7% entre el 2016 y 2017, por el impulso del sector minero y pesquero, para luego moderar su dinamismo a 2.2% entre el 2018 y 2019, estimó el Ministerio de Economía y Finanzas (MEF).

Exportaciones tradicionales. Según el Marco Macroeconómico Multianual Revisado 2017-2019, elaborado por el MEF, las exportaciones tradicionales crecerán entre el 2016 y 2017 fuertemente por el impulso del sector minero y pesquero, y luego ese avance caerá en los siguientes años, debido a la menor oferta del sector minero y a la normalización de la captura de la cuota de anchoveta.

Envíos totales. Las exportaciones mantendrán un alto dinamismo durante el 2016 y el 2017, impulsadas por una mayor producción primaria (minera y pesquera) y gradual recuperación de America Latina (30% de las exportaciones no tradicionales).

No tradicionales. Durante el 2016 y el 2017, las exportaciones no tradicionales prácticamente no crecerán (-0.2%) por la recesión en América Latina. En efecto, el volumen de las exportaciones no tradicionales cayó 4.5% en el primer semestre del 2016 por la menor demanda en la región. En contraste, para el 2018-2019, se proyecta que se revierta la tendencia y alcance un crecimiento cercano a 6.0% debido a la gradual recuperación de la demanda de Estados Unidos y América Latina.

"Esto incrementará la demanda principalmente de los productos textiles, agropecuarios y químicos", señala el documento. 

¿Por qué se moderará? Por un lado, la oferta del sector minero será temporal y durará hasta el 2017 debido a que los proyectos alcanzarán sus máximos niveles de producción en ese año y, posteriormente, el incremento adicional será menor. El dinamismo de la oferta minera durante el 2016 y el 2017 estará basado en la mayor producción cuprífera por la operación de los proyectos como Las Bambas, la Ampliación de Cerro Verde y Constancia.

Sector minero. La producción de estas operaciones alcanzará niveles máximos de capacidad en el 2017 que permitirán a Perú consolidarse como el segundo productor de cobre a nivel mundial al desplazar a China. Posteriormente al 2017, el aumento de la oferta cuprífera será menor, limitando el impacto positivo adicional que tendrá sobre las exportaciones y el PBI.

Sector pesquero. Este tendrá un fuerte crecimiento solo en el 2017, producto de la normalización de las condiciones climáticas y la cuota de anchoveta. Cabe señalar que durante el primer semestre del 2016, el desembarque de anchoveta cayó debido al retraso del inicio de la primera temporada de pesca en la zona centro-norte (inició en los últimos días de junio) y a la corta duración de la misma.

Para el 2017 se espera una fuerte recuperación del desembarque de anchoveta ante la normalización de las condiciones climáticas y, por tanto, de la biomasa. Es importante señalar que el impulso del sector pesquero solo se mantendrá durante este año favoreciendo a las exportaciones y el dinamismo de la economía.