Ekaterini Sakellaropoulou, primera mujer elegida presidenta de Grecia, prestó juramento el viernes ante un Parlamento casi vacío en Atenas debido a la epidemia del coronavirus.

| Fuente: EFE

Sakellaropoulou tomó las riendas del país en una ceremonia cuyo número de invitados se redujo considerablemente.

| Fuente: EFE

Ekaterini Sakellaropoulou fue elegida el 22 de enero por una holgada mayoría en el Parlamento griego, tras ser propuesta por el primer ministro conservador, Kyriakos Mitsotakis.

| Fuente: EFE

La magistrada, quien prefiere que la llamen Katerina -un nombre menos formal- es la primera mujer en acceder a este puesto, esencialmente honorífico, para un mandato de cinco años.

| Fuente: EFE

Sakellaropoulou asumirá oficialmente sus funciones en una ceremonia de traspaso de poderes en la Presidencia de la República, para suceder oficialmente a Prokopis Pavlopoulos.

| Fuente: EFE

Sakellaropoulou no dio la mano ni al primer ministro ni a los otros oficiales.

| Fuente: EFE

Debido a la epidemia del coronavirus, se redujo mucho el número de invitados y solo un centenar de ellos asistirá al acto, en lugar de los 1.000 que estaban previstos.

| Fuente: EFE

Vestida con un sobrio traje pantalón azul oscuro, juró a las 11H40 locales con una Biblia ante el arzobispo Ieronymos, jefe de la Iglesia ortodoxa griega, en presencia de unos 30 diputados en el Parlamento, de los 300 que hay normalmente.

| Fuente: EFE

A raíz de la propagación de la COVID-19, que ha causado una muerte y 117 contagios en Grecia, las autoridades cerraron el martes todas las escuelas, guarderías y universidades del país.

| Fuente: EFE

El jueves anunciaron el cierre de cines, teatros, tribunales y discotecas.

| Fuente: EFE