Sonia Guillén, ministra de Cultura. | Fuente: MINCUL

La ministra de Cultura, Sonia Guillén, pidió este miércoles reprogramar la sesión virtual que tenía prevista para esta tarde con la comisión Cultura del Congreso, en la debía responder, entre otros temas, sobre los contratos de su sector con Richard Cisneros, conocido como Richard Swing.

En una carta dirigida al congresista, Alcides Rayme (Frepap), presidente de la Comisión de Cultura, Guillén explica que debido al Consejo de Ministros del próximo jueves 28 de mayo, en el que se expondrán las acciones del Ejecutivo, "todo el gabinete se encuentra abocado a dicha presentación". En ese sentido, solicitó pasar a otra fecha la sesión, en la que también participarán otros funcionarios del ministerio.

Guillén asegura que "sin perjuicio de la reprogramación solicitada" cumplirá con absolver dentro del plazo establecido" la solicitud del grupo parlamentario, entre otras cosas, el esclarecimiento de "los hechos vinculados a la contratación del señor Richard Cisneros"

"Como titular del sector Cultura, soy la principal interesada en explicar los hechos que han despertado la preocupación de la opinión pública y sobre todo, las acciones adoptadas para esclarecerlos", dice Guillén en su carta

En la víspera, la ministra dijo que ha puesto su cargo a disposición por el caso Richard Cisneros. "Es un tema clamorosamente desagradable. Me siento mal, tengo que decirlo", manifestó.

En las últimas semanas se supo por denuncias en la prensa que el Ministerio de Cultura contrató varias veces al polémico 'Richard Swing', vinculado a escándalos en la farándula local, para realizar actividades motivacionales "para mejorar el rendimiento laboral" de los trabajadores de la cartera. Por estos contratos recibió 175 000 soles.