Kepler-138 d
En esta ilustración, el planeta gigante Kepler-138 d está en primer plano. A la izquierda pueden verse las siluetas del planeta Kepler-138 c y, al fondo, el planeta Kepler-138 b, transitando por su estrella central. | Fuente: NASA

Científicos de la Universidad de Montreal han encontrado evidencia de la existencia de dos exoplanetas compuestos en gran parte de su evidencia por agua.

Estos astros se encuentran en el sistema planetario Kepler-138 a 219 años luz de distancia, en la constelación de Lyra, y no se parecen a ningún planeta de nuestro sistema solar.

La investigación

El estudio fue dirigido por Caroline Piaulet, del Instituto Trottier de Investigación sobre Exoplanetas en la Universidad de Montreal. Fue publicado en la revista Nature Astronomy.

El grupo descubrió nueva información sobre los exoplanetas Kepler-138 c y Kepler-138 d gracias a las observaciones de los telescopios Hubble y Spitzer. Inicialmente fueron descubiertos por el telescopio Kepler, quien también tenía en su radar a Kepler-138 b.

En el estudio se señala que, al comparar las masas y los tamaños de los planetas con los modelos establecidos, se puede concluir que una fracción significativa, de casi el 50 %, podría estar compuesto de agua.

Esta aproximación no es concluyente ya que estos materiales deben ser más ligeros que la roca, pero más pesados que el hidrógeno o el helio. El más común de estos posibles casos es el agua.

“Antes pensábamos que los planetas que eran un poco más grandes que la Tierra eran grandes bolas de metal y roca, como versiones a escala de la Tierra, y por eso los llamamos súper-Tierras”, explicó Björn Benneke, coautor del estudio y profesor de astrofísica en la Universidad de Montreal. “Sin embargo, ahora hemos demostrado que estos dos planetas, Kepler-138 c y d, son de naturaleza muy diferente y que una gran fracción de su volumen total probablemente esté compuesta de agua. Hasta ahora, es la mejor evidencia de mundos de agua, un tipo de planetas cuya existencia fue postulada en teoría por los astrónomos durante mucho tiempo”.

Ambos planetas tienen un volumen casi tres veces mayor que el de la Tierra y con más del doble de su masa.

Hay que guardar emociones

Los investigadores señalan que los planetas, en caso de tener agua, podrían no tener océanos directamente en su superficie.

“La temperatura en la atmósfera de Kepler-138 d está probablemente por encima del punto de ebullición del agua, y esperamos ver en este planeta una atmósfera densa y espesa hecha de vapor. Solo bajo esa atmósfera vaporosa podría haber agua líquida a alta presión, o incluso agua en otra fase que ocurre a altas presiones, llamada fluido supercrítico”, dijo Piaulet.

A estos dos mundos se le suma un tercero descubierto en el actual estudio, Kepler-138 e, el cual sí se encuentra dentro de la zona habitable, lo que permitiría la existencia de agua líquida. Pero se conocen pocos detalles al respecto, ya que parece no transitar frente a su estrella.

Te recomendamos METADATA, el podcast de tecnología de RPP. Noticias, análisis, reseñas, recomendaciones y todo lo que debes saber sobre el mundo tecnológico.