Operarios del ministerio también han revisado parte de la estructura de 60 viviendas en el área. | Fuente: Ministerio de Vivienda

El ministro de Vivienda, Javier Piqué, anunció que las 243 vivienda damnificadas por el aniego en San Juan de Lurigancho recibirán un bono de S/ 1,000 para aliviar parte de los daños causados por este desastre.

"Este bono de S/ 1,000 que se dará por única vez es independiente del seguro, como una forma de resarcir los daños en los predios y será cubierto por Sedapal", dijo Piqué en entrevista con RPP Noticias.

Para ellos, el ministro Piqué indicó que la empresa se acercará, inicialmente, predio por predio, a entregar estos cheques del bono y todavía están evaluando cómo se procederá en caso de que más de una familia viva en la misma vivienda.

"Lo que podemos encontrar es que en un predio viva más de una familia y eso habría que ampliarlo para que beneficie a otras familias. La idea es llegar a este bono por familia", declaró.

¿Cuándo regresa el agua?

El ministro también indicó que Sedapal estará reestableciendo el servicio de agua en San Juan de Lurigancho el próximo miércoles 23 de enero, en el transcurso del día.

"Estamos programando para que el miércoles se empiece a restituir el servicio de agua en el transcurso del día. No hay una hora exacta porque la red demora 12 horas en llenarse". detalló.

Cobertura de seguros

Como parte de la afectación por los aniegos, desde el viernes pasado más de 20 propietarios de viviendas ya empezaron a recoger los cheques para cobrar sus indemnizaciones. Sin embargo, muchas familias aún tienen descontento sobre el monto que se les otorgará. En estos casos, el ministro indicó que los damnificados tienen el derecho de revisar las veces que quieran el monto de acuerdo que les ofrece la aseguradora.

"En cada predio se han acercado a hacer el inventario y luego se tienen que poder de acuerdo. Hay un grupo que ya firmó su acta y han recibió sus cheques", comentó.

Infraestructura

El ministro comentó que personal del Ministerio de Vivienda se ha acercado a 60 viviendas para inspeccionar la afectación que hay a los cimientos y demás estructura de las viviendas para revisarlas.

"Esta parte también debe estar cubierta por el seguro ya que el agua se lleva los elementos finos de la construcción", indicó.

¿Qué opinas?