El financiamiento vigente con tarjetas de crédito suma 22 mil millones, según datos del BCR. | Fuente: GETTY

Ante la mejora del empleo, el consumo con tarjetas de crédito en el país se aceleró en 8.2% en agosto de este año, el mayor ritmo desde diciembre del 2016, según cifras del Banco Central de Reserva.

Crece dinero plástico

El avance del dinero plástico es superior a las tasas registradas en julio (7.8%) y junio (3%) de este 2018.

El consumo privado se acelera impulsado por la mejora en el mercado laboral que se traduce en un ligero aumento del ingreso de las familias.

“El mejor desempeño de la economía ya empieza a reflejarse en el mercado laboral, lo que a su vez impulsa el financiamiento con tarjetas”, explicó Alberto Morisaki, gerente de Estudios Económicos de la Asociación de Bancos (Asbanc).

Mayor oferta

Morisaki añadió que la demanda del financiamiento con tarjetas de crédito también estuvo impulsado por los bancos que se muestran muy activos en el otorgamiento de préstamos.

“En una coyuntura de mejora de las condiciones económicas de las familias, es normal que ambas fuerzas, demanda y oferta, muestren mayor actividad”, refirió Morisaki.

El economista Jorge González Izquierdo, refirió que la mayor liquidez de los bancos impulsa la agilización de los desembolsos.

"Otro factor que ha favorecido la demanda de créditos por parte de las familias es que las tasas de interés se han mantenido estables o en algunos casos han bajado", señaló.

¿Qué opinas?