Si piensas usar este dinero extra que recibirás este mes, usa con responsabilidad tu gratificación. | Fuente: DIFUSIÓN

El sábado 15 de diciembre vence el plazo para que las empresas a nivel nacional depositen la gratificación por Navidad a sus trabajadores, que asciende hasta un 22 por ciento más en tu depósito este fin de mes.

La 'grati'

Muchas veces tener más dinero de lo usual en los bolsillos durante estas fechas puede llevar a que te confíes y gastes más de lo que tenías pensado. Por ello, el ABC del BCP alerta cuáles son los seis errores que debes evitar al recibir este ingreso extra:

1. No saldar tus deudas: Un error es no poner como prioridad el pago de deudas cada vez que se tiene un ingreso extra. Lo mejor que puedes hacer es pagar esas deudas que ya vencieron o están por vencer. Y si no tienes deudas, cancela por adelantado algunas cuotas fijas que tengas mensualmente mediante un prepago de tu crédito. Esto te permitirá vivir sin apuros económicos en el futuro.

2. No ahorrar: Mucha gente suele gastarse toda su “grati” en compras innecesarias, cuando podría ser el momento perfecto para retomar este hábito que dejaste hace un buen tiempo y hacer crecer tus ahorros. Fíjate una meta en un plazo de tiempo y eso te motivará a seguir ahorrando.

3. No invertir: Si tienes la posibilidad de invertir y no lo haces estás dejando pasar la oportunidad para incrementar tus ingresos. Si está en tus planes adquirir un bien, emprender un negocio o estudiar un postgrado, aprovecha la “grati”’ para cumplirlos. No necesitas gastar todo tu dinero: puedes utilizar parte de, como una inversión inicial para ir juntando para una inversión futura como, por ejemplo, la compra de un terreno.

4. Realizar compras compulsivas: Tener dinero extra a la mano es una tentación, pues muchas veces sueles gastar de más. Puedes destinar una parte de la gratificación para hacer compras navideñas. Pero antes de hacerlo, busca ofertas, compara los precios y revisa las plataformas online, donde se venden los mismos productos a menor precio. No te dejes llevar por tus impulsos y gasta solo lo presupuestado

5. No priorizar lo necesario: Debes tener apuntados tus gastos fijos y necesarios para que cuando recibas dinero extra ya sepas en qué debes usarlo. Si necesitas cambiar las tuberías, el cableado de tu casa o renovar algún electrodoméstico en mal estado, la “grati” te cae como anillo al dedo. Son gastos necesarios que se realizarán tarde o temprano.

6. No darte tus gustitos: No todo es evitar gastar. Todo esfuerzo tiene su recompensa y tu siempre debes buscar la manera de engreírte para seguir motivado en cumplir tus planes financieros. Puedes darte algunos gustitos sin afectar tu economía. Asiste a un concierto de tu cantante favorito o anímate a viajar a un lugar que te gustaría conocer. Solo debes calcular los montos que necesitas para cumplir esos planes.

¿Qué opinas?