Tras conocerse el fallecimiento del actor Robin Williams en su residencia en la localidad de Tiburón en el norte de California, varias personas allegadas al comediante, entre compañeros, vecinos y fans, visitaron su residencia y su estrella en el Paseo de la Fama y dejaron flores en su honor.

Aunque las autoridades aún investigan las causas de su muerte, los primeros indicios indican que se trataría de un suicidio por asfixia. 

El actor que supo ganar el Oscar como mejor actor de reparto en 1998 por su actuación en la película "Good Will Hunting", padecía una "depresión severa", según explicó su publicista. En la galería que acompaña la nota, mira las imágenes de cómo se despidieron con flores sus fans.