Magdyel Ugaz
Magdyel Ugaz envió un mensaje de aceptación personal a través de sus redes sociales. | Fuente: Instagram / Magdyel Ugaz

En más de una oportunidad, Magdyel Ugaz ha enviado mensajes de superación personal a través de sus redes sociales. Y este 11 de diciembre no fue la excepción, pues la actriz de “De vuelta al barrio” le dedicó unas palabras a su propio cuerpo.

La recordada ‘Teresita Gonzáles’ compartió una fotografía suya en Instagram con una leyenda que bien podría parecer el inicio de una carta. “Querido cuerpo”, empieza su texto de aceptación sobre el físico que tiene a la fecha.

“Tú siempre has sido suficiente, aunque muchas veces no lo quise ver. No tienes que parecerte a los demás, te abrazo y te acepto como eres. Tu valor no lo mide una balanza, ni las tallas, ni las curvas, ni tus marcas. Te prometo cada día cuidarte mucho, porque me importas. Gracias por ser mi hogar. Con amor, yo”, reza el mensaje.

En apenas ocho horas, la publicación de Ugaz acumuló más de 30 mil me gustas, además de algunos comentarios de aliento entre los que destacó el de su amiga Karen Schwarz, quien le dijo: “Hermosa así tal cual”.

EL PODER DE AMARSE A SÍ MISMA

Magdyel Ugaz confesó que alguna vez su idea de sensualidad se vio afectada por comentarios de terceros hasta que comprendió que ese concepto depende de ella misma. Tras su regreso a la televisión con “De vuelta al barrio”, la actriz habló sobre situaciones que vivió desde inicios de su carrera artística.

Cuando se inició en la actuación, la recordada intérprete de Teresita consideró que, al igual que otras mujeres, creía en un concepto erróneo de lo que debe ser la femineidad. Incluso, reveló que fue doloroso cuando le dijeron que no podía verse sensual, hecho que hoy recuerda para demostrar que sí puede serlo y solo depende del amor hacia ella misma.

“Yo siento que he sido de ese grupo que se compró una idea equivocada de la femineidad. En un momento de mi carrera, me dijeron que no era sensual y recuerdo cómo me dolió. Yo misma me cuestioné, pero hoy me he dado cuenta de que mi sensualidad no está en una pose ni en un estado físico, sino que radica en poder amarme a mí misma, en saber que soy hermosa, en hacer escuchar mi voz, en ser libre”, dijo Magdyel Ugaz a El Comercio.

Sepa más: