Orgulloso de su hijo. José Guerrero, padre de Paolo, se refirió al logro de su hijo en la final del Mundial de Clubes. "Es impactante, emocionante y realmente me llena de orgullo. Que sirva de ejemplo para los jóvenes”, dijo.

“Lo felicito, pero hay que seguir. Hay que darle logros al Perú”, explicó el padre del goleador del ‘Timao’ en Frecuencia Latina.

Don José agregó: “Hay que ir a un mundial. Ojalá podamos darle esa alegría a la afición, que es la más sufrida, que apoya así vayamos perdiendo. Siempre le pido a Dios que ayude a Paolo, que no termine sentido”.

El padre del ‘9’ nacional adelantó que Paolo volverá al Perú para celebrar las fiestas navideñas y recordó la anécdota con el ‘Torpedo’ alemán Gerd Müller cuando Guerrero entrenaba en Bayern Munich.

“Después de los partidos, él (Müller) ya tenía un chocolate para dárselo a Paolo. Lo quería mucho”, afirmó. “Como buen hijo supo escuchar los consejos. Yo le decía: ‘Paolo, hay que aprender a cabecear, como Valeriano’. Y le tiraba la pelota. Íbamos a la playa y le enseñaba a patear con los dos pies”, indicó. 

Por último, Don José manifestó su pesar porque su hijo no jugará ante Chile en Lima, el 22 de marzo, porque recibió su segunda amarilla ante Paraguay. "No va a jugar Paolo, pero ojalá que el resto de los jugadores le ganen a Chile y Ecuador", añadió.