Real Madrid cerró el 2014 con un nuevo título, el del Mundial de Clubes, que unió a los otros tres conquistados en este año, los de la Copa del Rey, la Supercopa de Europa, pero sobre todo la décima en la Copa de Europa o Champions League, todo un récord en la competición continental.

La ansiada décima llegó en mayo en Lisboa, en una final "100% española" en la que el Real Madrid derroó al Atlético de Madrid por 4-1 en Lisboa.

Unas semanas antes, el Real Madrid había conseguido llevarse la Copa del Rey en Valencia, imponiéndose por 2-1 en la final al Barcelona con tantos del Ángel Di María y Gareth Bale.

El equipo blanco ganó en la de Supercopa de Europa en Cardiff al vencer por 2-0 al Sevilla.

Finalmente, este 20 de diciembre consiguió el Mundial de Clubes al ganar 2-0 a San Lorenzo en la final.