Máximo Jiménez Vilcayaure lucha por aferrarse a las rocas del acantilado. | Fuente: RPP/Imágenes Correo

Máximo Jiménez Vilcayaure, el pasajero que se salvó de morir en la tragedia del último martes del serpentín Pasamayo, luchó con todas sus fuerzas por su vida. Así lo demuestra un video en el que se ve cómo se aferra a las rocas del empinado acantilado para no caer al precipicio.

El joven de 24 años había saltado por la ventana del bus de la empresa San Martín de Porras, instantes antes de que se desbarrancara al abismo. Según se aprecia en el video fue a parar a una pared rocosa, a la que logra sostenerse pese a estar en un ángulo de 90 grados.

Jiménez Vilcayaure logró trepar pese al cansancio y luego de llegar a una zona más accesible, fue ayudado por rescatistas que le lanzaron sogas para sacarlo.

En el video se le ve caminando con el brazo ensangrentado tras lograr acceder a la carretera. Luego por sus mismos medios paró un vehículo al que pidió que lo lleve hasta el hospital de Chancay.

El director del hospital, Víctor Virú, informó que Jiménez Vilcayaure tiene un traumatismo en el brazo izquierdo y golpes en otras partes del cuerpo, sin embargo está estable y fuera de peligro. 

El joven recibe ayuda tras salvarse de caer al abismo
El joven recibe ayuda tras salvarse de caer al abismo | Fuente: RPP/Imágenes Correo
Sepa más: