Cinco personas más fallecieron en el sur de México tras el paso del huracán "Ernesto", que ayer se convirtió en baja presión y se disipó dejando abundantes precipitaciones en varios estados del centro y sur del país, informaron hoy diferentes fuentes.

Las muertes, que se suman a otras siete registradas en días pasados por causas directamente relacionadas al paso del ciclón, ocurrieron en dos accidentes de tráfico registrados el viernes en Guerrero y derivados de las malas condiciones en que han quedado las carreteras.

En la Autopista del Sol, que comunica Ciudad de México con Acapulco, 32 automóviles chocaron ayer en el Puente El Zapote, a 15 kilómetros de Chilpancingo, la capital del estado, por las malas condiciones climáticas.

En la colisión un hombre falleció y 29 más resultaron heridos, informaron fuentes estatales.

Según datos de Protección Civil, las condiciones de humedad en la carretera y la neblina que se levantó como consecuencia de la lluvia, así como el exceso de velocidad de algunos automovilistas, ocasionaron el percance.

En la carretera federal Chilpancingo-Iguala, en un accidente entres dos vehículos cuatro personas más perdieron la vida, una mujer y tres varones.

El Gobierno de Guerrero, en un comunicado, informó de que existe alerta en las regiones Norte, Costa Chica y Montaña por las lluvias y pidió la declaración de emergencia para los 81 municipios de Guerrero.

Las autoridades portuarias determinaron cerrar a la navegación los puertos de Acapulco y Puerto Marqués a las embarcaciones pequeñas y de pesca ribereña.

En un balance preliminar por los efectos producidos por el paso de "Ernesto", que llegó a ser huracán categoría 1 en la escala Saffir Simpson de cinco niveles, la dependencia comunicó que "aproximadamente los techos de setenta casas de la comunidad El Aguacate, municipio de Petatlán, resultaron con daños".

EFE