Londres defiende a saudíes de responder ante lanzamiento de misil

En respuesta al ataque, el Ejército saudí bombardeó y destruyó una base de lanzamiento de misiles situada en la provincia yemení de Saada, feudo de los hutíes y fronteriza con Arabia Saudí.
EFE

El ministro de Asuntos Exteriores del Reino Unido, Philip Hammond, defendió hoy el derecho de Arabia Saudí a tomar medidas después de que rebeldes yemeníes lanzasen un misil Scud contra una ciudad saudí fronteriza.

El mando de la coalición internacional contra los hutíes que lidera Arabia Saudí acusó hoy del ataque a los rebeldes hutíes y a las fuerzas del expresidente yemení Ali Abdalá Saleh e indicó que el misil tenía como blanco Jamis Meshid, aunque fue interceptado.

"Condeno el ataque de esta mañana contra Arabia Saudí con un misil Scud que fue lanzado desde la frontera con Yemen y apoyo el derecho de Arabia Saudí a defenderse de estos ataques. Este ataque no debe permitir descarrilar el proceso de paz, que sigue siendo la única manera de conseguir la estabilidad a largo plazo en el Yemen", subrayó el jefe de la diplomacia británica.

Hammond añadió que su país sigue ofreciendo su "total apoyo diplomático" a los esfuerzos de las Naciones Unidas para empezar las consultas políticas en Ginebra sobre este conflicto "lo antes posible" y pidió a todos los participantes en el diálogo a tomar parte de "buena fe y sin condiciones previas".

En respuesta al ataque, el Ejército saudí bombardeó y destruyó una base de lanzamiento de misiles situada en la provincia yemení de Saada, feudo de los hutíes y fronteriza con Arabia Saudí.

Está previsto que las conversaciones de paz empiecen a finales de mes en Ginebra, y los hutíes han aceptado participar.

EFE