San Miguel: Estafan a 30 jóvenes con el cuento del trabajo de marketing por redes sociales

Los delincuentes se robaron laptops y objetos personales de los jóvenes, durante una supuesta capacitación. Los afectados denunciaron el hecho en la comisaría de Maranga, en San Miguel

Los jóvenes afectados piden que se encuentre a los estafadores para que otras personas no sean víctimas del cuento del trabajo por redes sociales. | Fuente: América Noticias

Alrededor de 30 jóvenes fueron estafados por inescrupulosos quienes les ofrecieron trabajo vía redes sociales. Estos terminaron sin sus objetos personales, luego de asistir a una capacitación. Ellos han denunciado el hecho en la comisaría de Maranga, en San Miguel, la noche del domingo.  

Ese trabajo lo encontré vía Facebook por unas compañeras que me reclutaron y yo vine todo confiado”, narró un joven a América Noticias.

El joven narró que les dijeron que el trabajo consistía en publicitar marcas a través de redes sociales. Si lo hacían a través de un celular, ganarían 280 soles semanales, pero si lo hacía a través de una laptop, obtendrían 320 soles.

Los jóvenes asistieron a una capacitación que se realizó en un parque de Los Olivos. Aquí les dijeron que debían de repartir volantes y que, para comodidad de ellos, debían dejar sus mochilas.

Ingenuamente, los jóvenes dejaron sus cosas con los presuntos capacitadores. Al retornar, no encontraron sus pertenencias. Dentro de las mochilas había laptops, celulares y objetos personales.

Cuando llamaron a las capacitadoras, estos les dijeron que se dirijan a las supuestas instalaciones de la empresa, ubicada en el distrito de San Miguel, en la urbanización Pando. Sin embargo, nunca encontraron la dirección y los asesores no les volvieron a dar respuesta.

Uno de los jóvenes dice que son varios los que se fueron molestos tras enterarse que fue una estafa. Otro grupo; sin embargo, denunció el delito en la comisaría de Maranga. La Policía Nacional ha iniciado una investigación para encontrar la red de estafadores por internet.

¿Qué opinas?