La felicidad de la selección nacional de voley de menores se vio reflejada en sus festejos luego de coronarse campeonas sudamericanas.

Las dirigidas por Natalia Málaga bailaron las canciones de moda en medio del campo para deleite del público, que no veía campeonar a su selección hace 32 años.