Foto: EFE

El presidente iraní, Mahmud Ahmadineyad, considera que Irán e Irak permanecen firmes ante las intimidaciones de las potencias occidentales, según aseguró en una reunión en Teherán con el jefe del Estado Mayor Conjunto iraquí, general Babaker Zebari, informó hoy la agencia oficial IRNA.

Ahmadineyad reiteró que "las potencias arrogantes", como el régimen iraní denomina a los países occidentales y en especial a Estados Unidos, "solo buscan sus propios intereses" y, agregó: "En estas circunstancias, las naciones independientes y sus gobiernos deben reforzar la consolidación de sus relaciones".

"Salvaguardando sus intereses nacionales, Irán e Irak pueden llevar adelante una cooperación efectiva para ayudar a restaurar un sistema justo en el mundo", agregó el presidente iraní.

El gobernante de Irán recordó que los dos países están unidos por la cultura y la religión y recalcó que el Gobierno de Irak es capaz de garantizar la seguridad del país, "que le llevará a conseguir la estabilidad, unidad, desarrollo y progreso", dijo.

EFE