El número de narcotúneles descubiertos en la frontera de Arizona se ha duplicado en el último año fiscal, algo que las autoridades atribuyen a la desesperación de los cárteles por hacer llegar la droga desde México.

De acuerdo con la Patrulla Fronteriza sector Tucson, desde el 1 de octubre de 2010 y hasta el 31 de agosto pasado, se habían descubierto 12 pasadizos clandestinos en la frontera de Arizona con México, la mayoría en la ciudad de Nogales.

En comparación, durante el año fiscal 2009-2010, se habían detectado seis túneles.

"Sabemos que la principal función de estas excavaciones clandestinas es el cruce de drogas", dijo a Efe Kevin Kelly, agente especial de la Oficina de Inmigración y Aduanas (ICE) en Nogales, Arizona.

En su opinión, el incremento en la seguridad en los puertos de entrada ha hecho que los carteles sientan la presión de cruzar sus cargamentos a Estados Unidos.

"Una vez que establecen un túnel es prácticamente una manera segura de pasar la droga", aseveró Kelly.

Sostuvo que los carteles y las organizaciones delictivas invierten mucho dinero y emplean mucha gente para la construcción y funcionamiento de un narcotúnel, por lo que su descubrimiento y desmantelamiento es un fuerte golpe para ellos.

"Los grupos sienten la presión de sus jefes por cruzar la droga y están usando los túneles como un medio para hacerlo y evitar ser detectados por las garitas de entrada", agregó el agente federal.

Explicó que los narcotúneles están muy vigilados y controlados por los carteles, y de la misma manera tratan de mantener su ubicación en secreto el mayor tiempo posible.

Asimismo, las autoridades se han percatado durante sus investigaciones de que los carteles contratan a jóvenes en las ciudades fronterizas para este tipo de operaciones.

Últimos narcotúneles

Uno de los más recientes descubrimientos se hizo a finales del mes de agosto cuando los agentes descubrieron un agujero en una casa en la ciudad fronteriza de Douglas, Arizona.

Dos semanas antes se había reportado el descubrimiento de otra excavación en la ciudad fronteriza de Nogales después de una investigación de la ICE que comenzó con el decomiso de 2.600 libras de marihuana a tres presuntos narcotraficantes.

"Hemos tenido todo tipo de descubrimientos, desde túneles que comienzan en una casa o negocio en el lado mexicano y que terminan dentro de una casa o establecimiento en Estados Unidos", afirmó.

El agente federal detalló que estos túneles son particularmente sofisticados, algunos cuentan con electricidad y ventilación.

"Estas organizaciones siempre están superando los límites, siempre pensando en nuevas formas para construir y establecer nuevos túneles", enfatizó Kelly, quien destacó la cooperación con las autoridades mexicanas en estos casos.

Narcos toman ventaja

Por su parte, Mario Escalante, vocero de la Patrulla Fronteriza sector Tucson, dijo a Efe que los carteles continúan tomando "ventaja" de la infraestructura del sistema de drenaje que existe en la ciudad fronteriza de Nogales.

"Constantemente grupos de agentes de Patrulla Fronteriza o de ICE recorren este sistema de drenaje para detectar cualquier tipo de actividad sospechosa y detectar la posible presencia o construcción de un túnel", aseveró el portavoz.

Cuando se descubre un túnel la autoridades locales de inmediato alertan a la ICE, que en conjunto con las agencias correspondientes realizan la investigación y recopilan información que podría servir para identificar a los responsables.

Después, la Patrulla Fronteriza se encarga de sellar el túnel para evitar que en el futuro pueda volver a ser utilizado por los narcotraficantes.

EFE