Fallece ex presidente indonesio Abdurrahman Wahid a los 69 años

Considerado desde 1984 como la voz de la tolerancia religiosa y pro democrática de Indonesia, dirigió durante 15 años la organización religiosa Nahdlatul Ulma con cerca de 40 millones de seguidores.
Foto EFE
El ex presidente indonesio, Abdurrahman Wahid, falleció hoy, a los 69 años, en un hospital de Yakarta en el que encontraba internado desde la semana pasada por problemas renales y cardiovasculares.

El director de hospital Cipto Mangunkusumo de la capital, Akmal Taher, indicó que Wahid sufrió una recaída y fue trasladado a la unidad de cuidados intensivos en la murió poco después a causa de un fallo agudo del aparato renal.

Considerado desde 1984 como la voz de la tolerancia religiosa y pro democrática de Indonesia, Wahid, llamado también Gus Dur, dirigió durante 15 años la organización religiosa Nahdlatul Ulma, la mayor del país, con cerca de 40 millones de seguidores.

"Gus Dur ha muerto," anunció Lukman Edy, destacado miembro del Partido del Despertar Canional, que lideró el fallecido.

El veterano mandatario alcanzó la presidencia en las elecciones de 1999, donde sus limitaciones físicas, provocadas por dos embolias, no le impidieron ganarse la confianza de los demás partidos y arrebatar así la presidencia a Megawati Sukarnoputri, cuyo partido había obtenido una amplia mayoría.

Sin embargo, en sus dos años de mandato Wahid, medio ciego y con problemas de movilidad, no consiguió mantener el apoyo de un amplio sector del electorado indonesio que le respaldó en las elecciones.

Wahid desató la oposición de los partidos musulmanes al proponer un plan para estrechar los lazos entre Indonesia e Israel, y se enemistó a su vez con los tres principales partidos políticos del país al destituir a varios de sus miembros del gabinete.

Sus promesas de afianzar la democracia, luchar contra la corrupción y solucionar los problemas religiosos y separatistas tampoco materializado en medidas concretas, lo que llevó a su destitución por votación en la Asamblea Consultiva del Pueblo, en julio de 2001.

La paciencia y la veteranía permitieron a este padre de doce hijos salir a la arena política tras la caída en mayo de 1998 del régimen del general Suharto.

Nacido en la provincia de Kalimantan Occidental, en la parte indonesia de la isla de Borneo, entró en el mundo de la política en 1968 y tres años después ganó un escaño parlamentario de la mano de la organización musulmana Nahdlatul Ulama. EFE