Strauss-Kahn intuía que se venía ´golpe bajo´ en su contra

En una entrevista realizada en abril, el ex jefe del FMI y favorito a la presidencia francesa hasta su detención, intuía que en campaña recibiría un ´golpe bajo´ a su candidatura. Incluso, temía que lo acusarían de violación.

El renunciante ex jefe del Fondo Monetario Internacional (FMI), Dominique Strauss-Kahn, y favorito a la presidencia francesa hasta su detención, acusado de varios delitos sexuales, intuía que en campaña recibiría un “golpe bajo” en su flanco más débil: su relación con las mujeres.

Según recoge Infobae.com, el ex aspirante presidencial del Partido Socialista habló hace 15 días con periodistas del diario Libération, donde vaticinaba que algo oscuro se venía para su carrera política.

La entrevista se produjo el 28 de abril pasado, dos semanas antes de que éste fuera arrestado en Nueva York, acusado de intento de violación. En aquella oportunidad Strauss-Kahn dijo a un grupo de redactores del diario francés, que sus puntos débiles eran "el dinero, las mujeres y su condición de judío”.

Al explayarse sobre el tema, empezó por el segundo y se mostró desafiante: "Sí, me gustan las mujeres... ¿y qué? Hace años que se habla de fotos de orgías gigantescas, pero nunca las he visto... ¡que las muestren!".

En el almuerzo con los periodistas de Libération, Strauss-Kahn incluso imaginó la hipótesis de "una mujer violada (por él) en un estacionamiento y a la cual se prometería 500 mil  o un millón de euros para inventar semejante historia...".