Tres hermanos mueren por derrumbe causado por lluvias en Honduras

Las víctimas quedaron atrapadas entre los escombros de su casa de ladrillo, con techo de zinc, que fue aplastada por el derrumbe de una ladera.
Foto: EFE
Tres hermanos menores de edad murieron en una colonia marginal de Tegucigalpa por un derrumbe de tierra y piedras a causa de una torrencial lluvia, informó hoy el comandante del Cuerpo de Bomberos, Carlos Cordero.

La fuente indicó a periodistas que dos de los cuerpos fueron rescatados entre los escombros durante la medianoche y el tercero hacia las 05.00 hora local de hoy (11.00 GMT).

Los tres hermanos quedaron atrapados entre los escombros de su casa de ladrillo, con techo de zinc, que fue aplastada por el derrumbe de una ladera.

El hecho se registró en la colonia El Retiro, que se localiza en el extremo noroeste de Tegucigalpa, donde hay fallas geológicas y con alguna frecuencia se producen deslizamientos de tierra.

Los bomberos también lograron rescatar a otros tres miembros de la misma familia, entre ellos un niño de año y medio que había sufrido un paro respiratorio, pero fue reanimado en un hospital, añadió Cordero.

Unos 25 miembros del Cuerpo de Bomberos participaron en los trabajos de rescate, que fueron complicados porque la lluvia no cesaba y los movimientos de tierra continuaban en la zona, dijo por su parte el portavoz de la institución, Oscar Triminio.

Las autoridades de la Alcaldía de Tegucigalpa han evacuado en las últimas semanas a decenas de familias que viven en zonas de riesgo altamente vulnerables en la capital hondureña.

A causa de un temporal que afecta con mayor incidencia el oriente, sur, centro y occidente de Honduras, la Comisión Permanente de Contingencias (Copeco) declaró ayer alerta verde (preventiva) en 13 de los 18 departamentos del país.

En otras seis comunidades de Cortés y Yoro, norte, se mantiene desde el miércoles una "alerta roja" (evacuación) por el desbordamiento del caudaloso río Ulúa, que ha inundado partes bajas.

Más de 1.500 personas había sido evacuadas hasta ayer en las zonas afectadas por el Ulúa.

La alerta verde se mantendrá al menos hasta mañana, según la Copeco, que ha advertido que agosto, septiembre y octubre serán meses de mucha lluvia a causa del fenómeno natural "La Niña". EFE