Situación límite en Venezuela. ¿Estamos asistiendo al final de un ciclo político venezolano que comenzó con el ‘Caracazo’ y la llegada al poder del comandante Hugo Chávez? Tras dos días de discusión, el Congreso de Venezuela, de mayoría opositora, acordó iniciar un juicio político contra el presidente Maduro. Esta fue una respuesta a las frustración del referéndum revocatorio, para el cual la oposición se movilizó recogiendo millones de firmas.

El juicio político en general, a nivel internacional, es un proceso que busca hacer efectivo el principio de responsabilidad de los funcionarios públicos y, en este caso, del jefe de Estado y de otros mandatarios, ministros, magistrados y otros. “La idea en este caso sería buscar una salida democrática, tanto por las protestas de la oposición como para la intervención de la OEA a partir de la Carta Latinoamérica. La situación es francamente insostenible”, explica Aníbal Quiroga, abogado constitucionalista.

En sentido estricto, en la Constitución de Venezuela no existe la figura del juicio político. Lo que se podría dar una figura técnica de abandono del cargo como causal de retiro del presidente Maduro. En el fondo, estos son formulismos: se sabe que lo que está en juego es si el mandatorio sigue en funciones o no, en un momento de grave crisis económica y con una desaprobación muy alta en las encuestas.

El juicio político contra Maduro fue aprobado este martes.
El juicio político contra Maduro fue aprobado este martes. | Fuente: EFE