La papa nativa no pudo ser cosechada en Platería, distrito de Puno.
La papa nativa no pudo ser cosechada en Platería, distrito de Puno. | Fuente: RPP Noticias

Campesinos de diferentes regiones del país, que llevan alimentos a todos los hogares, conmemoran el Día del Campesino, este 24 de junio, pidiendo apoyo para financiar sus campañas, pues la pandemia del nuevo coronavirus los ha afectado, según contaron a RPP Noticias.

De acuerdo a información de la Convención Nacional del Agro (Conveagro), a pesar de producir el 70 % de los alimentos que se consume en el territorio nacional, un 43 % de agricultores vive en situación de pobreza.

Y ahora, en medio de la pandemia, la falta de transporte también ha paralizado las esperanzas de comercializar productos como la papa, en Puno. Víctor Holguin Chuquimamani, pequeño productor en el distrito de Platería, ubicado a 45 minutos de la ciudad altiplánica, señaló que ellos no pudieron comercializar su producción de papa nativa, porque el flete que costaba 40 soles pasó a costar 120 de un día para otro.

“Estamos relativamente cerca de la ciudad, nuestras papas las vendíamos a 18 soles la arroba en el mercado de Puno. Esta vez nos tocó perder, porque con el pretexto de que no dejaban pasar, triplicaron los precios de los fletes y ya no pudimos vender. Todos en mi familia sembramos papa. Cada uno media hectárea o un poquito más. Es nuestro único sustento. Hoy estamos sin dinero para volver a sembrar, y no hay apoyo de crédito para nosotros”, afirmó Víctor Holguin.

 

30 toneladas de palta fuerte se perdieron por falta de comprador en Cascapara, Yungay, Áncash.
30 toneladas de palta fuerte se perdieron por falta de comprador en Cascapara, Yungay, Áncash. | Fuente: RPP Noticias

Pérdidas de los productores de palta

Una situación similar ocurrió con la producción de palta fuerte del Valle de Cascapara en Yungay, región Áncash, donde Amador Figueroa Figueroa contó que perdieron hasta 30 toneladas de paltas porque ningún comprador se asomó durante los 100 días de aislamiento domiciliario.

Según su testimonio, antes de la pandemia vendían cada kilo de palta a 5 soles, pero ahora quieren pagarles S/ 1.50, lo que considera una pérdida sin precedentes.

“No se ha podido llevar la producción al mercado. Aquí hemos perdido mucha palta que se ha madurado en cantidad. Las vías estuvieron cerradas y nos hemos quedado sin ingresos. Así recibimos el Día del Campesino, sin apoyo de nadie y tratando de mantener la salud y la familia”, manifestó Amador Figueroa Figueroa.

Valles productores de palta fuerte de plata fuerte de Casapara, en Yungay, Áncash.
Valles productores de palta fuerte de plata fuerte de Casapara, en Yungay, Áncash. | Fuente: RPP Noticias

Panorama en Lambayeque

En el valle Chancay de Lambayeque, Roxana Peréz Vásquez narró lo difícil que es lidiar por la distribución del agua del valle Chancay para el cultivo del arroz.

“Aquí pagamos a la Comisión de Regantes y debo cuidar para que mi cultivo no se quede a medio riego. Aquí aprendí de plagas y abonos en poco tiempo. Es la actividad de toda mi familia y voy a luchar”, manifestó a RPP Noticias.

Roxana Pérez indicó que asumió el reto de cultivar su parcela de arroz hace cinco años en el distrito de San José, luego que su padre falleciera. Y desde ese entonces, no deja de aprender cada día en el manejo de plagas y personal.

En el valle La Leche, encontramos a Miguel Alcántara, quien vive en el caserío La Tomasita de Jayanca. En su pequeña parcela cultiva maíz amarillo duro y frijol de palo. Él precisó que sufren por la escasez de agua y lo más complicado ha sido conseguir fungicidas en Chiclayo.

“Aquí siembro dos hectáreas de maíz y, aparte de sufrir por la poquita agua que nos venden, conseguir los fungicidas ha sido una odisea, pues no había cómo ir a Chiclayo”, precisó Alcántara.

Lidiar por la falta de agua para el arroz es gran riesgo del cultivo, según Roxana Pérez.
Lidiar por la falta de agua para el arroz es gran riesgo del cultivo, según Roxana Pérez. | Fuente: RPP Noticias

Valles cafetaleros de Cajamarca

En el valle cafetalero de Jaén, región Cajamarca, el agricultor Carlos Delgado dijo que la pandemia ha generado la falta de mano de obra para las cosechas. Según él, las rondas campesinas tuvieron una actuación estricta e impidieron el tránsito de muchas personas. Por tal motivo, buena parte de los productos se cultivaron fuera de plazo y ahora quedan a merced de los acopiadores. 

El clamor de todos los cafetaleros es porque apenas un 25% se agrupó en cooperativas que buscan comercio y precio justo. Mientras que la mayoría recibe precios bajos que a duras penas sirve para afrontar la siguiente campaña”, contó Delgado.

El común denominador de los pequeños agricultores que laboran en diferentes valles con distintos cultivos es pedir más apoyo crediticio a bajo interés. El Instituto Nacional de Estadística e Informática (INEI) informó que, según los resultados de la última Encuesta Nacional Agropecuaria, en el Perú existen 2 millones 244 mil 679 pequeños y medianos productores agropecuarios.

Además, la agricultura representa el 5,4 por ciento del Producto Bruto Interno (PBI) y concentra al 24 por ciento de la Población Económicamente Activa (PEA) en el país, de acuerdo a un reciente informe de la Cámara de Comercio de Lima. El Día del Campesino da para replantear acciones en torno al sector.