Foto: ANDINA

La primera piedra del Museo de la Memoria se colocará a mediados del 2010 y su edificación duraría un año por tratarse de un proyecto de gran envergadura, estimó el vicepresidente de la comisión organizadora de dicho recinto, Salomón Lerner.

Señaló que antes de empezar a construir el museo, que debe testimoniar el periodo de violencia que inició el terrorismo en el país, se debe que presentar un anteproyecto sobre su diseño y estructura, el cual podría ser elaborado por expertos arquitectos seleccionados a través de un concurso público.

Además, agregó que se deben iniciar los trámites burocráticos para hacer efectivo el ofrecimiento de cooperación financiera del gobierno alemán por dos millones de euros para echar andar el proyecto.

"A mediados del 2010 pondremos la primera piedra de este proyecto ambicioso, del Museo de la Memoria, que no demorará más de un año, todo dependerá de la cooperación internacional", manifestó a la agencia Andina.

Recordó que un millón de euros serán dedicados al mantenimiento del museo y el otro millón será invertido en su edificación.

Refirió que consultarán a expertos en diseño para lograr un trabajo que esté acorde a las circunstancias.

Lerner aseveró que no prescindirán de la opinión de las Fuerzas Armadas y del sector Defensa para la elaboración del Museo de la Memoria, a efectos de que sus aportes sirvan como elementos que contribuyan a conocer y reflexionar sobre la historia y nuestro pasado.

Ratificó que la voluntad de diálogo permanente de la comisión con los militares para que ellos participen activamente en la organización del museo.

"Queremos establecer en el mismo sitio un diálogo de narrativas, una especie de planteamientos, opiniones y puntos de vista de aquello de lo que ocurrió en el Perú, pero sobre la base de una cuestión común: buscar la reconciliación entre los peruanos", agregó.