El escuadrón de emergencia rescató a ocho personas que fueron arrastradas por el río Shullcas. | Fuente: RPP | Fotógrafo: Randy Mendoza

A las diez desde la mañana se realizó el último Simulacro Nacional de Intensas lluvias e Inundaciones a nivel nacional, que en esta oportunidad tuvo su punto focal en el Asentamiento Humano Santa Rosa de la provincia de Huancayo.

Tras el ejercicio, se pudo conocer el reporte preliminar emitido por el área de Defensa Civil y dado a conocer por el Gobernador Regional, Ángel Unchupaico Canchumani, quien informó que se registraron 20 personas fallecidas, 86 heridos y 16 pobladores desaparecidos.

Además, Unchupaico informó que se registraron dos mil 37 damnificados y mil 862 afectados tras el incremento de los principales ríos de la región, posterior desborde y afectación de viviendas y cultivos.

Cabe destacar que la provincia más afectada fue Chanchamayo, seguido por Satipo y por Jauja, que representan más del 50% de las afectaciones.

Por otra parte, el Gobernador Regional indicó que también se registraron 290 viviendas colapsadas, 83 declaradas como inhabitables y 376 afectadas como parte del reporte preliminar en este último simulacro de intensas lluvias e inundaciones.

Culminado el ejercicio, Unchupaico se comprometió con los pobladores del asentamiento Humano Santa Rosa de Huancayo para gestionar la limpieza y descolmatación del Río Shullcas y el inicio de un proyecto de canalización del afluente.

Escuadrón de emergencia, Samur y Bomberos. Los efectivos del Escuadrón de Emergencia de la Policía Nacional hicieron gala de su entrenamiento al rescatar a ocho personas que fueron arrastradas por el río Shullcas y tras realizar el descenso en rapel desde el Puente Amazonas.

Mientras que cerca de 20 integrantes del Sistema de Atención Móvil de Urgencias SAMU atendieron a más de medio centenar de personas que resultaron heridas.

Finalmente, los bomberos realizaron la atención de algunos amagos de incendio que se produjeron en el asentamiento humano, logrando salvar a pobladores que quedaron atrapados en sus viviendas.