Foto: CVR

El Consejo de Reparaciones aprobó la inscripción en el Registro Único de Víctimas de la Violencia los primeros seis grupos organizados de desplazados por la acción criminal desatada por el terrorismo entre los años 1980 y 2000.

Estos grupos se suman a las 106,942 víctimas individuales y 5,665 comunidades y centros poblados afectados inscritos hasta la fecha en ese mismo registro.

Se tratan de la Asociación de Tarinacuy en Villa El Salvador, la Asociación de desplazados de la provincia de San Román, la Asociación de familias desplazadas de San Clemente.

Asimismo, la Asociación de desplazados de Ayacucho residentes en Ica, la Asociación de desplazados de Sacramento, Palpa y la Asociación José Santos Sotomayor de Apongo, Nasca.

El consejo señaló que la inscripción les permitirá a los desplazados por causa de la violencia que se vivió entre 1980 y 2000 a acceder a una reparación colectiva.

Otras 68 solicitudes de inscripción recibidas hasta la fecha de grupos de desplazados continúan siendo evaluados por dicha entidad.

El Registro Único de Víctimas reconoce la condición de víctima o de beneficiario individual o colectivo a las personas o grupos de personas que sufrieron vulneración de sus derechos humanos durante el proceso de violencia entre abril 1980 y noviembre 2000. Andina