Los dos nativos machiguengas que ayudaron a Dionisio Vilca Subaranes a encontrar el cuerpo de su hijo, el suboficial PNP César Vilca Vega, recibirán la recompensa de 20 mil soles cada uno, ofrecida por la Policía Nacional, informa la prensa local.

Dionisio Vilca dijo que acordó con el jefe de la Dirección Nacional de Operaciones Especiales (DINOES), Salvador Iglesias Paz, el pago a estas personas.

El general Iglesias pidió la identidad de los beneficiarios, y aunque Vilca se negó a proporcionarlo inicialmente alegando que la información ponía en peligro a las personas, luego aceptó suministrar los nombres y apellidos, señala el diario La República.

Vilca Subaranes encontró el cuerpo de su hijo el miércoles en la zona de Alto Lagunas, tras salir de Kiteni, donde ubicó a los dos machiguengas que ofrecieron ayudarlo a cambio de no ir acompañado de policías.

“Caminamos más de siete horas, pasamos por dos riachuelos hasta llegar a un puentecito de madera. Allí los nativos explicaron que por ese lugar habían rescatado el cadáver del suboficial Lander Tamani, uno de los compañeros de mi hijo César. La zona era agreste y difícil de transitar, pero eso no me importó. Solo me interesaba encontrar a mi hijo. Eran las dos de la tarde. Ahí estaba mi hijo querido”, expresó Vilca entre sollozos.

El desconsolado padre pidió al Estado enviar a la zona a los policías con el armamento adecuado y con la logística moderna para evitar más bajas.

“No solo basta que estén preparados, como mi hijo, sino que también tengan experiencia. Mi hijo tenía buen entrenamiento, pero le faltó experiencia”, manifestó.