Hay personas que basan su vida en torno a las redes sociales. Y si bien estamos en un mundo donde la tecnología ha avanzado mucho, aquel que no está presente en una red social no es considerado de la misma manera que otro.

También, existen de los que todo les parece digno de compartir, no hay cosa a la que no le tomen foto y por si fuera poco, comparten hasta su ubicación lo cual podría traer fuertes consecuencias para su vida.

Si te sientes identificado con esto, te recomiendo que dejes esa dependencia y compartas menos tiempo con las redes y más con tus seres queridos.