El profesor de la Universidad Estatal de Moscú, Vladislav Shevchenko, estimó que la Luna podría abastecer a la Tierra de energía por 5.000 años, ya que nuestro satélite cuenta con grandes reservas del helio-3, un combustible muy potente.

"Las oportunidades de obtener energía fácilmente para los habitantes de la Tierra no son infinitas, sus reservas en el planeta se agotarán en los próximos siglos. Al mismo tiempo, EEUU estima que las reservas disponibles de helio-3 en la Luna pueden proporcionarnos energía durante al menos 5.000 años", afirmó Shevchenko.

"Sí, el precio de una tonelada del isótopo ascenderá a unos 1.000 millones de dólares, y eso en caso de que se tenga la infraestructura necesaria para extraer esta fuente de energía y llevarla a la Tierra", añadió.

En tal sentido, estimó que 25 toneladas de helio-3 podrían llegar a costar 25  mil millones, "lo que no es mucho en la escala de los gastos de las naciones de nuestro planeta".

En la actualidad, el isótopo helio-3 se extrae de la Tierra en cantidades muy pequeñas, "apenas varias decenas de gramos al año".