En total, el vuelo hacia y desde Marte sería de 0,66 Sievert de radiación, sin contar el tiempo en de estadía en la superficie del planeta. Una exposición a la radiación de una Sievert se asocia con un incremento de cinco por ciento en el riesgo de cáncer mortal, dijeron científicos.

Por tal motivo un vuelo a Marte expondría a los astronautas a niveles peligrosos de radiación, según los datos de un vuelo de la NASA al planeta rojo mostrados el 30 de mayo de 2013.