A estas alturas, The Walking Dead se ha convertido en un arroz con mango. Muchas dudas respecto a la línea temporal correcta, sobre el camino que están siguiendo nuestros héroes, y muchos dilemas morales que no aportan mucho a la historia, considerando que los protagonistas ya pasaron por esto en anteriores temporadas.

ALERTA SPOILER
El siguiente texto contiene información y datos del episodio.

El episodio empieza donde lo dejamos. Con nuestros héroes dispersos en grupos, asaltando los puestos de avanzada de los Saviors. Rick es detenido por Morales, el survivor que no vimos desde el campamento de Atlanta en la primera temporada, quien ahora es un savior y le apunta con un arma después de llamar a sus compañeros para detener a Rick.

Ambos se enfrascan en una conversación de reconocimiento, contando todos los muertos que quedaron en el camino. Ambos han cambiado, ambos han perdido gente, pero Rick le confiesa que Glenn fue muerto a manos de Negan y que la llamada "viuda" por los saviors, es Maggie, la esposa de Glenn.

Aaron se lleva a Eric del campo de lucha, y nota que está desangrándose tras haber recibido un disparo en medio del enfrentamiento. Ambos protagonizan un conmovedor momento, pues Aaron no quiere dejarlo, pero Eric sabe que no podrá seguir luchando, y lo obliga a que siga peleando porque lo necesitan. Aaron se va, apenado por dejar al hombre que ama, moribundo en un árbol.

Tara y Morgan siguen cuestionando la decisión de Jesús por dejar vivos a los saviors que se rindieron, sin embargo éste se mantiene firme en no matarlos. Mientras son provocados por los más avezados, un grupo de 'walkers' los embosca, provocando que algunos escapen pero son perseguidos por Morgan.

Mientras, Morales sigue amenazando a Rick con un arma y le dice que "es un monstruo" y que ambos son iguales pues harán lo que sea por sobrevivir. Sin embargo, su reflexión es interrumpida por Daryl, quien lo mata de un flechazo pese al tardío accionar de Rick por detenerlo. Ambos escuchan que los saviors ya llegaron al recinto e intentan escapar.

En el bosque, Morgan detiene a los saviors fugitivos y mata a uno de ellos. Cuando está dispuesto a matar al resto, es detenido por Jesús. Esto lo enoja y decide enfrentarse a él, pese a que se ve superado por el habilidoso joven.

En la base donde buscaban las armas pesadas, Rick y Daryl se ven cercados por los saviors, pero el sheriff decide disparar a los extintores que encuentra en el pasillo para, en medio del humo y la confusión, matarlos uno a uno. Tras cumplir su cometido, son encontrados por Aaron.

Morgan se da cuenta que no puede vencer a Jesús, quien en todo momento le pide que se detenga, y reflexiona sobre su forma de pensar. Cree no estar equivocado y siento que podrá permitir que los savios vivan, así que abandona al grupo yéndose por el bosque.

En Hilltop, un cobarde Gregory llega y ruego en los muros de la comunidad que lo dejen entrar. Maggie le increpa su traición, pero éste ─demostrando su falta de vergüenza─ le dice que ya recapacitó sobre su revolución y la cree correcta. Maggie hace el ademán de irse, pero él le ruega que apele a su humanidad y ella lo deja entrar, afirmando que no vale la pena matarlo.

Instantes después, Jesús y los demás miembros de Hilltop llegan con los saviors prisioneros. Maggie no da crédito a lo que ve y se resiste a dejarlos vivir por todo el daño que le hicieron a su comunidad. Sin embargo, su respuesta queda en suspenso.

Rick recoge a la pequeña Gracie, la bebé que encontró en una habitación en el puesto de avanzada de los saviors y se la entrega a Aaron, quien hace un momento volvió al árbol donde dejó a Eric y lo vio alejándose a lo lejos convertido en un zombie. El joven no resistió el dolor de su pérdida, pero decide hacerse cargo de la bebé y llevarla segura a Hilltop.

Daryl y Rick planean donde será su próximo destino y son atacados por un savior sobreviviente. Rick le da su palabra de que lo dejarán vivir si les dice donde tienen el armamento pesado. El temeroso sobreviviente les dice que fueron llevadas al campamento de Gavin y antes de que sea libre, Daryl lo mata sin piedad.

Ezhekiel y su grupo siguen avanzando, optimistas de que la guerra será ganada, y encuentran un campamento aparentemente vacío con todos los saviors muertos, pero son emboscados desde las alturas. El episodio termina con Ezhekiel siendo protegido por sus caballeros, quienes se sacrifican para protegerlo de las balas.

Sepa más:
¿Qué opinas?